mirarte

Las nuevas recomendaciones del Gobierno Vasco ponen en pausa la actividad cultural

La Semana de Terror, el Certamen Coral de Tolosa y los conciertos de Izaro en el Kursaal quedan en el aire

23.10.2020 | 00:35
Espectadores congregados en el Teatro Principal en una edición anterior de la Semana de Terror de Donostia. Foto: Iker Azurmendi

donostia – La Semana de Terror de Donostia, el Concurso Internacional de Masas Corales de Tolosa o los seis conciertos de Izaro en el Kursaal son algunas de las actividades culturales programadas para los próximos días. Todos ellos quedan en pausa tras el anuncio ayer del Gobierno Vasco de una serie de recomendaciones que, aunque mantienen el aforo del 50% para actividades culturales, para los municipios de epidemiológica severa se recomienda cancelar o posponer cualquier actividad que no sea imprescindible.

De este modo, en Tolosa, que ya se encuentra en el semáforo rojo por incidencia COVID, la celebración del tradicional concurso de corales es a día de hoy una quimera. De hecho, ayer mismo se debía celebrar la presentación del pequeño formato ideado para este año y que parece impensable de poder llevarse a cabo en estos momentos.

Igual suerte corrió ayer la presentación oficial de la 31ª Semana de Cine Fantástico y de Terror, cuyos abonos debían ponerse a la venta hoy mismo de cara a su inminente inicio, el próximo viernes. Aunque Donostia no entra en la categoría epidemiológica severa, se encuentra muy cerca de hacerlo, y no es descabellado que en los próximos días traspase el umbral.

En el caso de no hacerlo, la limitación de movilidad de los municipios del territorio que sí lo están haría que muchos de sus espectadores no pudiesen desplazarse a la capital guipuzcoana.

Es exactamente la misma situación en la que se encuentran los diferentes conciertos y espectáculos programados para los próximos días, de los que destacan las seis citas de Izaro en el Kursaal desde este domingo hasta el miércoles. La cantante ya ha tenido que retrasar su actuación en Donostia en hasta tres ocasiones, la última el martes mismo ante la reducción de aforos a un máximo de 400 espectadores, para lo que se optó por programar los mencionados seis conciertos y así permitir la entrada a todas aquellas personas que se habían hecho con un tique.

Tal y como le ocurre con las actuaciones de Izaro, Kursaal Eszena tendrá que replantearse por completo toda su programación de otoño-invierno, en la que figuran Euskadiko Orkestra, Amaral y Amaia, entre los nombres que ya cuentan con el cartel de sold out.

cambios diarios De este modo, tanto Donostia como otros municipios del territorio –en unas semanas Eibar celebra su festival de cortometrajes– se ven abocados a tener que decidir si organizan o no una edición que hasta el último momento, o incluso durante la celebración de la misma, pueden no poderse llevar a cabo.

Los cambios epidemiológicos diarios hace que sea imposible garantizar las condiciones mínimas en todo momento. Hoy mismo se espera que todos estos eventos tomen alguna decisión al respecto.

Aunque Donostia no se encuentra en la categoría epidemiológica severa, las nuevas recomendaciones pueden impedir los actos