Gurutz Aginagalde presidente del club deportivo bidasoa

"Si salimos airosos de esta temporada, saldremos más fortalecidos"

30.08.2020 | 01:43
"Si salimos airosos de esta temporada, saldremos más fortalecidos"

El coronavirus ha llenado de "incertidumbres" el inicio de la temporada del Bidasoa, pero la directiva que encabeza Gurutz Aginagalde ha trabajado "muchísimo para preparar diferentes escenarios" y confía en la solidez del club

donostia Arranca una temporada tan interesante en lo deportivo como complicada en cuanto a la gestión...

–Sí, es una temporada ilusionante. Vamos a intentar afianzarnos en los puestos altos de la liga por tercer año consecutivo, vamos a estar por segunda temporada consecutiva en Europa, y vamos a jugar en una European League diferente, nueva, muy atractiva. Pero sí, hay ciertas incertidumbres en todo el horizonte y no sabemos cómo puede variar y hacia dónde podemos ir. Hemos trabajado muchísimo para tener preparados diferentes escenarios, pero nunca es fácil porque no sabemos lo que vamos a tener mañana.

El club ha tenido que reducir su presupuesto un 12% hasta dejarlo en 1,05 millones. ¿Cómo afectará al club y a la plantilla?

–Es un presupuesto de mínimos. Hemos decidido ir a un escenario pesimista, entre comillas, sabiendo que tenemos margen para conseguir más recursos, y que si las cosas fueran de forma medianamente normal habrá mas ingresos. Hemos optado por la prudencia y por una economía lo más austera posible en estos momentos tan difíciles, con la intención de trabajar al máximo para que estos recursos crezcan y, si las cosas vienen bien dadas, salgamos mucho mejor.

Organizar la asistencia de público a Artaleku será otro de los quebraderos de cabeza de la directiva. En cada partido puede haber un máximo de 600 personas en la pista. El Bidasoa tiene ahora mismos 1380 socios y hay 100 personas en lista de espera. ¿Cómo gestionarán la afluencia de público?

–Es complicado. Es un tema que planteamos a nuestros socios en la asamblea. Que pueda haber 600 personas en Artaleku no significa que pueda haber 600 socios; hay mucha gente que tiene que entrar entre estas 600 personas, porque hay voluntarios que ayudan a llevar adelante el protocolo, trabajadores, periodistas, fotógrafos... Nuestros aficionados han entendido muy bien la situación y la respuesta hasta ahora ha sido muy positiva. Apenas hemos tenido diez devoluciones de carnet, y casi ninguna por temas de la pandemia, sino que es gente que se ha dado de baja porque se iba fuera a estudiar o por cuestiones de trabajo. De todos modos, hay que ser prudentes porque todavía estamos a finales de agosto, la gente todavía no se ha asentado, y podemos tener algunas bajas más, que sería lo normal. Hasta el momento, la respuesta ha sido extraordinaria. Los socios del Bidasoa siempre dan un paso adelante en los peores momentos, y esta vez también lo están dando. La verdad es que eso nos complica un poco la situación a nosotros (ríe), porque tenemos que ingeniárnoslas para que puedan ver los máximos partidos posibles.

Los abonados pagarán la misma cuota del año pasado y solo tendrán garantizado ver ocho partidos de la Liga Asobal.

–La respuesta de los socios ha sido tan buena que probablemente en vez de ocho serán siete. Habrá que ver cómo se cierra la campaña de abonados. Vamos a dividir a los socios en dos grupos, pero habrá que rotar un poco y por eso en vez de ocho partidos serán siete. Esto es señal de que la gente está con ilusión y está apoyando al club, y el número de socios se mantiene casi en la totalidad. En cada grupo hay partidos alternos, para que los socios, viendo el calendario, puedan decidir en cuál se apuntan. Estamos a la espera de recibir los formularios para organizar todo y hacer que la situación sea lo más amigable posible dentro de una situación que no es la óptima para ninguna de las partes. En ese escenario, los socios entienden la situación y entienden que tienen que seguir aportando su granito de arena, como lo han hecho siempre. Incluso al final de la temporada pasada, en una situación muy complicada, el club consiguió no entrar en ERTE gracias a las instituciones, a las empresas patrocinadoras y a los propios socios. Creo que los socios están orgullosos de su club, están respondiendo a las mil maravillas y la verdad es que tenemos suerte de tener una afición tan fiel. Aunque los halagos vayan al club, los grandes artífices y los que han hecho posible esto son ellos.

Las restricciones han llegado cuando el club estaba en pleno crecimiento...

–Sí que es verdad que el equipo iba muy bien a todos los niveles, tanto a nivel deportivo, a nivel social, y a nivel económico, en un crecimiento total del club, y todo esto por el momento nos frena. Es una situación que nadie podía prever. Pero creo que el Bidasoa está asentando unas bases sólidas de cara al futuro. Si salimos airosos de esta temporada, y con la respuesta que estamos teniendo de los socios estoy seguro de que así será, saldremos fortalecidos, y cuando pase todo esto, en vez de dar un paso adelante podremos dar dos.

Los patrocinadores han seguido apoyando al equipo.

–Sí, los patrocinadores en su totalidad han continuado y las instituciones también siguen apoyándonos. Por un lado, creo que somos afortunados por contar con esos respaldos, y, por otro, creo que el Bidasoa es una institución lo suficientemente importante como para que esos respaldos puedan ser posibles.

¿Cómo influirá el COVID-19 en la competición?

–Generando incertidumbre, que es lo que está haciendo ahora. Por ahora en la liga no ha habido ningún positivo, aunque sí hubo un falso positivo en el Sinfín. Va a condicionar toda la temporada, pero no sabemos hasta qué punto. Hay diferentes escenarios y diferentes posibilidades. Esperemos que la influencia del COVID sea la menor posible y que cuanto antes podamos estar con cierta normalidad, porque sería bueno para el deporte y para toda la sociedad.

¿Cuál es el protocolo en caso de detectar casos de coronavirus en un equipo?

–El aislamiento de la persona que dé positivo y cuarentenas para los demás jugadores, y realizar las máximas pruebas posibles para certificar que todo el mundo está bien. Son pruebas costosas y estamos trabajando con otros clubes de Asobal y con otros deportes para hacer frente a esos gastos extraordinarios en una temporada económicamente tan complicada. Tenemos claro que lo primero es la salud de los jugadores y tratar de que se puedan jugar el máximo de partidos posible.

¿Puede haber partidos aplazados o cancelados debido a casos de coronavirus?

–Depende de cuántos jugadores estén afectados y de las circunstancias. No es lo mismo un positivo que cinco o seis, o si puede afectar a un rival. Las posibilidades pueden ser tan variables que habrá que hacer frente a esas situaciones según vengan.

¿Quién va a decidir si se juega un partido o no?

–El Comité de Competición. Se están estableciéndose diferentes protocolos. Desde el Consejo Superior de Deportes se ha mandado un protocolo y cada comunidad autónoma también tiene sus planteamientos, y habrá que ir unificando criterios.

En esta situación, ¿qué objetivos se ha marcado el primer equipo?

–El objetivo del equipo tiene que ser intentar asentarse en los puestos de arriba de la liga Asobal. La mejor noticia deportiva sería que el Bidasoa volviese a estar arriba y que por tercer año consecutivo pudiéramos estar en los puestos altos de la clasificación y, si todo va bien y al final de la temporada tenemos posibilidades de conseguir una clasificación europea, sería afianzar ese asentamiento que estamos realizando hasta ahora.

El equipo tenía que haber debutado ayer en el primer partido de la European Handball League, frente al PAUC, pero los casos de coronavirus en conjunto galo han hecho que la eliminatoria se resuelva a un solo partido, el domingo día 6 en Artaleku (21.00 horas). ¿Beneficia esto al Bidasoa?

–Nunca es positivo que se suspenda un partido por estas circunstancias y, además, como deportista lo que quieres es jugar. Al margen de eso, creo que no es bueno para el Bidasoa, porque estábamos haciendo una preparación muy buena para afrontar ese partido. Aunque todo el mundo puede pensar que jugar en casa a un solo partido nos puede beneficiar, el cuerpo técnico, los jugadores y todos los que estamos dentro del club estamos convencidos de que para nosotros, deportivamente, hubiera sido más ventajoso jugar ese partido. Lamentablemente, no ha sido posible, y afrontamos ese partido de vuelta con toda la ilusión del mundo.

¿Cómo es esta nueva European Handball League?

–Es muy emocionante. Ha acogido a bastantes equipos de la Champions y a los mejores equipos de la EHF. Es una competición muy ilusionante, muy bonita, con muy buenos equipos. A nosotros, por ejemplo, nos ha tocado el PAUC francés, que es un equipo con un nivel extraordinario, que podría estar jugando la Champions y que tiene seis o siete veces nuestro presupuesto. Para nosotros es una gozada poder disputarla.

El martes arrancarán la liga Asobal en Artaleku, ante el Ademar León (20.30 horas).

–Sí, arranca con un partido muy duro contra el Ademar de León, que esperemos que sea un rival directo por los puestos de la parte alta. Empezar ganando sería muy importante para nosotros, y más si es contra un rival directo.

El equipo se ha reforzado con el guardameta José Sierra, el lateral rumano Dan Racotea, el lateral argentino Nicolás Bonanno y Julen Aginagalde.

–Hemos fichado dos laterales izquierdos. Por un lado, Racotea es un jugador muy importante, que ha estado en grandes equipos, que ha disputado la Champions, y que el año pasado estaba cedido por el Veszprém. Nos hemos adelantado a otros equipos que lo pretendían y hemos conseguido traerlo, y tenemos muchas esperanzas puestas en él. El año pasado tuvo una lesión en octubre y por una cosa o por otra ha estado ocho meses sin poder competir. Entendemos que le puede costar un poquito empezar, pero tiene que ser uno de los referentes de esta temporada. El otro lateral izquierdo, Bonanno, ya conoce la liga y es muy buen defensor, y en ataque también nos puede aportar momentos importantes. Y Sierra es un portero con muchísima experiencia que ha ganado muchos títulos y ha estado en grandes equipos europeos. Puede ser un contrapunto a la juventud de Xoan Ledo y pueden hacer una dupla importante en la portería.

Sierra tiene 42 años, su misma edad. ¿No le tienta volver a la portería?

–Es unos meses más joven que yo, ¿eh? Yo ya tomé mi decisión, mi ilusión era venir a ayudar al Bidasoa y la verdad es que estoy muy contento con el trabajo que estamos haciendo. Quiero aprovechar para agradecerles su confianza a todos los socios del Bidasoa, y dar las gracias a la junta directiva y a la gente que está trabajando y ayudando, que ha hecho posible que este Bidasoa esté asentando unas bases para el futuro y que esté ilusionando como lo está haciendo en esos momentos.

La llegada de Julen Aginagalde también ha contribuido a esa ilusión.

–De Julen ya está todo dicho. Qué voy a decir. Como presidente, como socio y como hermano lo veo perfecto y maravilloso. Julen siempre ha mostrado su ilusión por volver a jugar en el Bidasoa, y para mí es una triple alegría que pueda volver a vestir la camiseta del Bidasoa.

la plantilla

Porteros

José Sierra 42 años 1,94 m

Xoan Ledo24 años1,90 m

Centrales

Sergio de la Salud35 años1,88 m

Jon Azkue 26 años1,84 m

Laterales izquierdos

Dan Racotea25 años2,02 m

Nicolás Bonanno29 años1,99 m

Thomas Tesoriere31 años1,98 m

Laterales derechos

Rodrigo Salinas31 años1,89 m

Donát Bartók24 años1,93 m

Extremos izquierdos

Adrián Crowley32 años1,87 m

Mikel Zabala22 años1,80 m

Extremos derechos

Iñaki Cavero24 años1,81 m

Kauldi Odriozola23 años1, 82 m

Centrales

Julen Aginagalde38 años1,96 m

Iker Serrano36 años1,92 m

Matheus Francisco22 años1,96 m

4

ALTAS. El equipo que dirige Jacobo Cuétara se ha reforzado este verano con José Sierra, Dan Racotea, Nicolás Bonanno y Julen Aginagalde. Además, en la pretemporada también han participado los jóvenes Julen Urruzola (lateral izquierdo), Eneko Furundarena (lateral izquierdo), Tao Gey (extremo derecho), Gorka Nieto (lateral izquierdo) y Martin Santano (extremo izquierdo), así como Julen Mujika, del Ereintza (extremo derecho).

6

bajas. Jacobo Cuétara no contará este año con el guardameta Rangel Luan (ahora en el Ciudad de Logroño), Rudy Seri (Cessons-Rennes), Paco Barthe (Bietigheim), Leo Renaud (Buzau), Esteban Salinas (Granollers) y Milos Orbovic (Zaporiyia).

calendario

LIGA ASOBAL

J1: 1/IXBidasoa-AdemarJ18: 16/XII

J2: 9/IXCangas-BidasoaJ19: 6/II

J3: 5/IXBidasoa-P. SaguntoJ20: 13/II

J4: 12/IXAnaitasuna-BidasoaJ21: 20/II

J5: 19/IXBidasoa-HuescaJ22: 27/II

J6: 26/IXLogroño-BidasoaJ23: 17/III

J7: 3/XBidasoa-NavaJ24: 20/III

J8: 10/XGuadalajara-BidasoaJ25: 27/III

J9: 17/XBidasoa-BarcelonaJ26: 3/IV

J10: 24/XValladolid-BidasoaJ27: 10/IV

J11: 31/XSinfín-BidasoaJ28: 17/IV

J12: 11/XIBidasoa-BenidormJ29: 24/IV

J13: 14/XICisne-BidasoaJ30: 5/V

J14: 21/XIBidasoa-ArandaJ31: 8/V

J15: 28/XIP. Genil-BidasoaJ32: 15/V

J16: 5/XIIBidasoa-CuencaJ33: 22/V

J17: 12/XIIGranollers-BidasoaJ34: 29/V

European League. El Bidasoa se medirá con el PAUC en Artaleku el próximo domingo, 6 de septiembre, a partir de las 21.00 horas. La eliminatoria se resolverá en un único partido a consecuencia de los positivos por COVID-19 detectados en el conjunto francés, que obligaron a cancelar el duelo de ida, previsto para el día de ayer.

Copa del Rey. La edición de este año no tendrá eliminatorias. El Barcelona, como vigente campeón, el club organizador y los seis mejores clasificados de la primera vuelta se enfrentarán directamente en una fase final que se disputará entre el 5 y el 7 de marzo.

Copa Asobal. Reunirá a los cuatro mejores equipos al término de la primera vuelta, en una fecha por determinar. El Bidasoa ha sido subcampeón de las dos últimas ediciones del torneo.

"Nuestros aficionados han entendido muy bien la situación, y su respuesta hasta ahora ha sido muy positiva"

"El equipo iba muy bien a nivel deportivo, social y económico, en un crecimiento total, y esto por el momento nos frena"