Liga ACB: El GBC pierde ante el Gran Canaria en Illunbe (65-79)

El equipo donostiarra remonta una renta desfavorable de trece puntos, pero echa su trabajo por tierra en el último cuarto

19.12.2020 | 23:19
Los jugadores del GBC se retiran de la pista al término del partido.

Tras el subidón que supuso la victoria ante el Andorra, el domingo pasado en Illunbe, después de dos meses encajando derrota tras derrota, el Acunsa Gipuzkoa Basket volvió a caer. Y lo hizo en la pista donostiarra ante un rival directo en la pugna por eludir el descenso como el Gran Canaria (65-79). El conjunto guipuzcoano, que había hecho lo más difícil, remontar una renta desfavorable de trece puntos, echó por tierra todo su esfuerzo en un último cuarto lamentable a la vez que desconcertante.

Por tanto, el Herbalife Gran Canaria devolvió a la cruda realidad a un Gipuzkoa Basket que se había ilusionado con el mencionado triunfo, pero al que le duró poco la alegría tras quedarse sin energía en un tramo final en el que los canarios le pasaron por encima.

El equipo guipuzcoano, eso sí, empezó bien el primer cuarto, pero el buen tono le duró tres minutos porque enseguida estuvo a merced de un Gran Canaria acertado en el triple y muy fuerte en defensa, para maniatar a los tiradores locales, que dan una de cal y otra de arena en el mismo partido.

DATOS DEL PARTIDO:

Gipuzkoa Basket 65
Gran Canaria 79
ACUNSA GIPUZKOA BASKET Span (4), Faggiano (5), Tomás (4), Radoncic (13), Echenique (14) –cinco inicial–, Francis, Dee (8), Okouo (9), Magarity (2), Oroz (6), Motos, Olaizola.
HERBALIFE GRAN CANARIA Slaugther (12), Dimsa (9), Okoye (14), Shurna (9). Stevic (12) –cinco inicial–, Balcerowski (2), Beirán (4), Burjanadze (7), Santana, Diop (3), Albicy (7).
Parciales 20-31, 36-42, 53-53 y 65-79.
Árbitros Cortés, Sánchez y Merino. Sin eliminados.
Incidencias Partido de la 15ª jornada de la Liga ACB disputado en el recinto donostiarra de Illunbe.

Cuando el conjunto visitante empezó a escaparse en el marcador parecía una película ya vista en otras jornadas; el primer parcial elevaba la renta por encima de los diez puntos (20-31) y muchos pensaron que la suerte estaba echada para los donostiarras.

No fue así porque en esta ocasión el plantel de Marcelo Nicola mostró solvencia en ambas zonas, más en defensa, y el segundo cuarto fue suyo gracias al empuje de Radoncic.

Mejor le fueron las cosas todavía en el tercer cuarto, cuando cerró su aro y al cuadro canario se le hizo de noche para ir perdiendo la escasa renta que ya le quedaba a favor y empatar un choque que quedó abierto para el último cuarto.

No obstante, fue un espejismo porque en un abrir y cerrar de ojos el Gran Canaria encontró el acierto necesario ante el bajón físico de su rival y le endosó un claro 12-26 final para llevarse con holgura el choque y poner distancia con el colista de la Liga ACB. Y el próximo domingo visita a un poderoso Valencia.