Castilla y León aplicará el toque de queda en todo su territorio

La Junta de Castilla y León está elaborando el instrumento jurídico para que el toque de queda entre en vigor este mismo fin de semana

23.10.2020 | 11:59
El presidente de la Junta de Castilla y León, Alfonso Fernández.
El presidente de la Junta de Castilla y León, Alfonso Fernández Mañueco, ha asegurado que su gobierno va a tomar hoy mismo la decisión legal que servirá para que desde este sábado rija en la Comunidad un toque de queda que hará decaer los confinamientos perimetrales vigentes, aunque ha rechazado concretar la franja horaria con que se aplicará.
 
Mañueco ha realizado este anuncio en la rueda de prensa posterior a su reunión en Valladolid con el ministerio de Sanidad, Salvador Illa, a quien ha agradecido el apoyo mostrado para tomar esta decisión de forma aislada, al igual que han anunciado otras autonomías ante la falta de concreción en el ámbito nacional


PONFERRADA CONFINADA


Además, la Junta de Castilla y León ha decretado el confinamiento perimetral de una parte del municipio de Ponferrada (León), con una población ligeramente superior a los 65.200 vecinos, desde esta mañana, tras su publicación Boletín Oficial de la comunidad (BOCyL), y con una vigencia de 14 días naturales.

Las medidas implementadas en Ponferrada se centran en la limitación de la movilidad de los ciudadanos y en restricciones al contacto social, además de otras intervenciones específicas referidas a aforos máximos, distancias y horarios, con el fin de limitar la transmisión comunitaria del SARS-CoV-2 y evitar nuevos contagios y brotes de la enfermedad, ingresos hospitalarios y fallecimientos.

La actual situación epidemiológica en la capital berciana registra incidencias acumuladas superiores a los 500 casos por cada 100.000 habitantes; más de un 10 % de pruebas PCR positivas en los últimos días; y un nivel de ocupación de los servicios de UCI de referencia superior al 35 %.

Aunque inicialmente estaba previsto que el confinamiento se aplicase desde la pasada medianoche, según se había decretado el miércoles, la Junta paralizó este jueves la medida a la espera de lo que sucediera, por la tarde, en el Consejo Interterritorial de Salud.

El motivo fue no interferir ante un posible acuerdo que estableciera actuaciones e indicadores comunes y que pudiera resultar contradictorio o incompatible con las medidas contempladas para Ponferrada.

A la vista de que en la Interterritorial no se alcanzó ningún acuerdo concreto, la Junta ha decidido seguir adelante con el confinamiento de Ponferrada, la ciudad más poblada de la comunidad que no es capital de provincia.

Por otra parte, la Junta de Castilla y León ha decidido prorrogar durante 14 días el confinamiento en el municipio burgalés de Miranda de Ebro (35.400 habitantes) y siete días más en el caso del municipio vallisoletano de Pedrajas de San Estebán (3.300) ante la expansión descontrolada del coronavirus en estas dos localidades.