La mascarilla ya es obligatoria

Se impodrán multas de hasta 100 euros a quienes no cumplan con la medida por no llevar la mascarilla o tenerla mal colocada

16.07.2020 | 00:14
Varias personas pasean por La Concha en Donostia.

donostia – Olvídense de los largos paseos por la orilla de la playa para disfrutar del sol y de la brisa, de ir al parque o sentarse en una terraza o de salir de fiesta sin la pertinente protección. Da igual si lo haces en un espacio abarrotado o sin nadie en kilómetros a la redonda. A partir de la medianoche de ayer, la mascarilla nos acompañará allá donde vayamos, y no solo en el transporte público, también en el lugar de trabajo. Así lo ha decidido el Gobierno Vasco, que ante el aumento de contagios por coronavirus de los últimos días, ha decidido incrementar las medidas de protección y establecer la obligatoriedad del uso de las mascarillas en cualquier situación, incluidas aquellas en las que pueda respetarse la distancia interpersonal de al menos metro y medio con respecto a otras personas. Sigue así el Departamento de Salud que dirige Nekane Murga el camino iniciado por otras comunidades como Navarra, Aragón, Andalucía o Catalunya, que ya han establecido esta medida como obligatoria.

El Gobierno Vasco anunció ayer la publicación de una nueva orden con nuevas medidas de contención ante la evolución epidemiológica del COVID-19, que establece, entre otras, la obligatoriedad del uso de la mascarilla desde la pasada medianoche. Y no valdrá hacerlo de cualquier manera. Se acabó aquello de llevar la máscara en el codo, la barbilla o aquello de dejar la nariz al aire. La orden contempla que su uso deberá ser el "adecuado", es decir "cubriendo desde la parte media del tabique nasal hasta el mentón incluido".

La Ertzaintza y las policías locales serán las encargadas de que no se salte esta norma y podrán sancionar a quienes no lleven su mascarilla puesta o no les cubra adecuadamente nariz y boca. Se tratará de una sanción administrativa con un máximo de 100 euros al considerarla una "infracción leve".

"En este momento es muy importante que nos concienciemos todos de que el virus está empezando a ganar terreno y a estar más frecuentemente entre nosotros y sabemos que hay un número elevado de personas asintomáticas propagándolo, en la calle y en casa", declaró ayer Murga, quien insistió en que en este instante, es "necesario" aplicar esta medida y "no se descarta que, en función de cómo sea la evolución, en un futuro sean necesarias aplicar otras".

Según explicó la responsable de Salud, este complemento de seguridad será preceptivo en los establecimientos y servicios de hostelería y restauración, tanto en el interior como en el exterior, incluidos bares, txokos y sociedades, excluyendo únicamente su uso al instante en el que se realiza la ingesta de alimentos o bebidas. También en playas o piscinas, durante los paseos y desplazamientos. La única circunstancia en la que se permite no utilizarla es durante el baño, así como tumbado en la toalla, siempre y cuando pueda mantenerse la distancia entre las personas, a no ser que estas sean de la misma unidad convivencial. Y por supuesto, en todo momento en la vía pública.

otras restricciones Sin embargo, estas no son las únicas restricciones que contempla ahora el Gobierno Vasco. Tras las experiencias en los brotes de Ordizia, Getaria y Tolosa entre otros, se ha constatado que el mayor número de contagios se está produciendo en establecimientos de ocio, por lo que el Departamento de Salud ha optado ahora por volver a restringir a un máximo de diez personas en torno a las mesas, tanto en el exterior de los establecimientos como en el interior.

Asimismo, mientras dure la situación actual y este vigente esta nueva orden, no se concederán nuevas autorizaciones de ampliaciones de horarios y las que ya se hayan concedido quedarán sin efecto. No obstante, todavía existen dudas sobre cuál será el horario de cierre de los establecimientos, ya que en localidades que han adoptado medidas especiales como Ordizia, se ha establecido un cierre provisional a las 23.30 horas, hasta que el brote sea controlado. En el resto de localidades, sin embargo, hay establecimientos con un horario de apertura permitido hasta las 2.00 horas, mientras que las discotecas están autorizadas hasta las 6.00. La duda radica ahora en si los establecimientos de ocio nocturno estarán abiertos hasta las 23.30 horas o hasta las 2.00. Este periódico trató de ponerse en contacto con el Departamento de Salud sin éxito, mientras que los hosteleros tampoco supieron responder a esta pregunta.

Por último, dada la situación actual de pandemia, la norma considera insalubre el consumo colectivo o en grupo de bebidas en la calle y la prohibición de toda actividad en lonjas juveniles y locales similares.

"No nos podemos permitir que el virus recupere terreno; la prevención depende de todos, de las instituciones y de lo que hagamos o dejemos de hacer en el plano individual", insistió la consejera.