Podemos responde al lehendakari que estaba dispuesto a facilitar ocho leyes

Acusa a Urkullu de “tirar la toalla” y “dejar a medias” el trabajo legislativo en el Parlamento

11.02.2020 | 06:20
Lander Martínez, durante la campaña electoral del año pasado.

Donostia - En el seno de Podemos-Ahal Dugu no ha sentado nada bien la decisión de celebrar los comicios vascos en una fecha tan cercana como el 5 de abril, más si cabe cuando los presupuestos de este año estaban aprobados y los próximos meses podían emplearse para sacar adelante algunas de las normas pendientes de la legislatura. En esa línea, Lander Martínez reveló ayer que su formación estaba dispuesta a facilitar la aprobación de hasta ocho leyes "fundamentales". Fuentes de la coalición revelaron a este diario que se trataría de las leyes de Igualdad, Juventud, Transparencia, Sector Público, Juego, Bienestar animal, disposiciones generales y potestad sancionadora.

Martínez lamentó que el lehendakari Iñigo Urkullu "haya preferido mirar por sus propios intereses" y culpar a la oposición del adelanto de la cita con las urnas. "No ha querido aprovechar la oportunidad para aprobar leyes nucleares en los próximos meses", criticó Martínez. Urkullu, por su parte, había expresado previamente que la disposición al acuerdo de los morados no era suficiente para evitar los comicios en primavera.

De esta forma, la decisión de Urkullu ha provocado enfado en los morados, que viraron su posición para permitir la aprobación de los resupuestos del Gobierno Vasco en el último curso de la legislatura e intentar llegar a las elecciones con el cartel de formación "útil" y capaz de arrancar a Lakua compromisos importantes en el ámbito social. Sin embargo, no le podrá sacar gran rédito a esta estrategia al no haber margen suficiente para desarrollar lo pactado con el Ejecutivo vasco. "Urkullu deja a medias el trabajo en el Parlamento Vasco, ha tirado la toalla y en su huida deja Euskadi estancado", criticó con dureza Martínez, que acusa al lehendakari de usar el adelanto electoral con "intereses" partidistas y de eludir la "crisis" por la tragedia de Zaldibar.

Por último, los morados se verán obligados a acortar los plazos de sus primarias. De esta forma, la pugna para liderar la lista entre Rosa Martínez y Miren Gorrotxategi se resolverá el 27 de febrero.