kirolak

Oportunidad exprés

ilusión las pretemporadas siempre dan opción a los menos habituales de rozar, tocar o derribar la puerta del primer equipo, aunque este verano deberán golpearla más rápido

25.08.2020 | 01:06
Martín Zubimendi controla el balón en el amistoso del pasado sábado ante la UD Logroñés, ante la mirada de Jon Guridi. Foto: RS

donostia – Los futbolistas dicen que no hay una pretemporada igual a otra. El pasado sábado, este periódico publicó una entrevista con Miguel Ángel Moyá en la que el portero txuri-urdin desvelabaque "es increíble las miles de cosas que se te pasan por la cabeza cuando comienza una pretemporada". El veterano portero sabe y mucho de veranos de preparación, de stage que pueden suponer un cambio vital: que se lo digan al Antoine Griezmann de 2009...

Ni se espera ni se producirá una eclosión igual esta pretemporada en Zubieta. Tampoco hace falta. Es la suerte de esta Real, que vive una época dulce con un equipo joven pero solvente, con cinco competiciones en juego esta temporada que ya llega y, entre ellas, la Europa League. Un caramelo así no se saborea todos los días. Todo el mundo, incluido un campeón de casi todo como David Silva, quiere vestir la txuri-urdin. Imaginen pues lo que sienten los que han mamado el club desde niños.

Nuevas figuras como Roberto López y Martín Zubimendi; o potrillos que han galopado en calidad de cedidos como Jon Guridi y, sobre todo, Martin Merquelanz, buscarán impresionar a Imanol Alguacil en los próximas dos semanas. Otros, como Jon Bautista o Modibo Sagnan, tienen un reto más complicado, por la alta competencia en su demarcación, pero ya mostraron el sábado ante la UD Logroñés que por ganas e insistencia no será. Ambos jugadores disputaron buenos minutos ante el equipo riojano y volverán a intentarlo en los dos amistosos de este viernes y sábado en Portugal.

la HORA DE guridi La medular es, probablemente, la línea que mayores alternativas le puede ofrecer hoy a Imanol Alguacil. Por el número y por el estilo de los futbolistas que tiene a su disposición el oriotarra.

Mikel Merino, amo y señor del centro del campo realista, tiene en esta pretemporada dos acompañantes de la casa en su línea con ganas de aprovechar su oportunidad exprés. Jon Guridi y Martín Zubimendi tienen, como el resto, dos semanas menos que el verano pasado (35 días contra 21) para deslumbrar. En el caso del primero, tras su exitosa cesión al Mirandés (36 partidos, 3 goles y 4 asistencias) este curso, en el que Zubimendi fue la revelación de la Real en el final de Liga.

El donostiarra mantendrá ficha del Sanse, pero Imanol lo quiere cerca. Igual que a Martin Merquelanz, el segundo máximo asistente en la recientemente finalizada Segunda División, con nueve pases de gol, y 15 dianas.

Números de crack que la Real espera poder sumar pronto a sus estadísticas y por ello le ha dado galones de primer equipo. El irundarra no jugó el primer amistoso, aquejado por una lumbociatalgia que le tiene en duda para los próximos encuentros.

Sobrevolando ese costado izquierdo de Merquelanz, aunque moviéndose más por la mediapunta tuvo su oportunidad Roberto López. El maño volverá a sacar a relucir su exquisito pie izquierdo en Portugal, siguiente parada de la pretemporada exprés.

Ante las ausencias por lesión de Illarra, Guevara y Sangalli, Zubimendi y Guridi tienen el reto de despuntar esta pretemporada

Roberto López volvió a sacar a relucir su exquisito pie izquierdo ante la UD Logroñés: botó córners y combinó con peligro