"Que se olviden de todo, que bailen, rían y lo pasen bien"

El Dios Momo, de la comparsa Mystic, anima a participar en la fiesta

06.02.2020 | 06:29
"Que se olviden de todo, que bailen, rían y lo pasen bien"
El Dios Momo, Rubén Rodríguez, con el cartel del Carnaval.

donostia - El altzatarra Rubén Rodríguez será el Dios Momo de los próximos carnavales donostiarras, que se desarrollarán entre el jueves 20 y el lunes 24 de febrero. La elección de Rodríguez, miembro de la comparsa Mystic, se produce precisamente en el año en el que esta agrupación carnavalera cumple diez años y alcanza los 185 participantes. La comparsa de Altza ensaya estos días en el colegio Harri Berri contando los días para el Carnaval y para el domingo de Piñata, cuando una semana después de la fiesta, el barrio de Altza acoja el desfile.

El Dios Momo reconoció ayer en su presentación pública ser "hombre de pocas palabras". Sin embargo, animó a participar en la fiesta y pidió a los donostiarras "que se olviden de todo, que bailemos, riamos y nos lo pasemos bien".

Rodríguez salió por primera vez en los carnavales en 1992 y desde entonces no ha dejado de hacerlo con excepción de una vez. Hasta el año 2011, todas sus participaciones en la fiesta del disfraz fueron bailando como comparsero a pie de calle en las agrupaciones Alegría de Alza y Gurea. En 2011, junto con sus hermanos y algunos amigos, fundó la comparsa Mystic de la que pasó a ser responsable y organizador. El 2017, volvió a bailar como comparsero en la presentación de las comparsas para celebrar sus 25 años como participante en los carnavales donostiarras.

El séquito que acompañará al Dios Momo estará compuesto por su hermana Edurne, su esposa Maialen Martín y su cuñado Mikel Felipe.

La fiesta de este año se difundirá por medio del cartel seleccionado, que es obra del diseñador gráfico Maher Abed, de 23 años, tunecino afincado en Madrid y especializado en la creación de identidad visual y de marcas. El creador conoció la existencia del concurso para el cartel de carnavales donostiarras en el máster de dirección de arte que cursa en la actualidad.

La elección de una llama como protagonista del cartel pretende dar a entender que un animal tímido y serio puede también sacar su faceta festiva, según explicó el concejal de Cultura, Jon Insausti, en la presentación de la imagen, que pretende ser una invitación a vencer a aparcar la sobriedad para divertirse. El corporativo recordó que no es la primera vez que una animal destaca en el cartel de carnaval, ya que también lo han hecho en el pasado pulpos y sardinas.

Por otra parte, este año se celebrará la segunda edición del Premio al Diseño de Vestuario, que consistirá en vales para comprar telas y accesorios para los disfraces de 2021, con la colaboración de Garbera y San Sebastián Shops.