La obras de rehabilitación del puente de Deba arrancarán a finales de marzo

El proyecto está previsto que finalice a finales de año y tendrá un coste total de 7,13 millones de euros

19.02.2021 | 15:05
Harkaitz Millán, junto a el alcalde de Mutriku Joseba Palenzuela y el primer edil de Deba Gilen García.

DONOSTIA - Las obras de rehabilitación del puente entre Deba y Mutriku, que colapsó parcialmente en julio de 2018, arrancarán a finales del próximo marzo y previsiblemente estarán concluidas para finales de este año.

El diputado de Cultura, Cooperación, Juventud y Deportes, Harkaitz Millán, ha hecho este anuncio durante una rueda de prensa en la que ha avanzado que el coste total de la intervención ascenderá a 7,13 millones de euros, desglosados en una primera fase de "emergencia" que supuso un desembolso de 3,61 millones, y la de rehabilitación propiamente dicha, presupuestada en 3,51 millones.

El pilar central de esta infraestructura sufrió un hundimiento parcial el 5 de julio de 2018 debido al fallo súbito en compresión de la madera, que perdió capacidad resistente, lo que obligó a cortar totalmente el acceso.

El puente, levantado a mediados del siglo XIX, es una de las últimas construcciones civiles en piedra, pues a partir de ahí se inició la construcción en hierro.

Los Ayuntamientos de Deba y Mutriku son titulares de esta obra sobre la ría del Deba al 50 %, en virtud del traspaso realizado por la Diputación en junio de 2007.

Según informa en una nota la institución foral, la actuación que se va a llevar a cabo ahora en este equipamiento "trasciende" a las habituales del la Dirección de Cultura "tanto por su dificultad técnica como por su coste".

No obstante, con ella la institución foral pretende que sea una actuación "modélica en su género", que "genere sinergias beneficiosas en el ámbito técnico del servicio de patrimonio histórico-artístico" y también para "la ciudadanía en general".

Por este motivo, durante la actuación se pondrán en marcha un espacio web para la obra, redes sociales propias para compartir novedades, documentación, información, cuatro cámaras fijas para su seguimiento y una caseta informativa, además de programar distintas conferencias sobre el puente en Deba y en Mutriku.

En este sentido, el diputado de Cultura, Cooperación, Juventud y Deportes, Harkaitz Millan, ha asegurado que será "una actuación única" y "modélica", porque conjuga los objetivos de "restaurar un bien patrimonial" y "dar servicio a la ciudadanía" mediante "un proceso innovador, abierto y participativo" en torno a este puente, que será puesto en servicio de nuevo "para el normal uso peatonal de los vecinos de ambas márgenes de la ría del Deba".

El alcalde de Mutriku, Joseba Palenzuela, ha asegurado que se trata de "una buena noticia" porque es una infraestructura "necesaria para los vecinos de ambos lados del río"

Por su parte, el primer edil de Deba, Gilen García, ha recordado que, "en el día a día, los vecinos de Deba y Mutriku realizan actividades indistintamente en ambos municipios", por lo que ha destacado la importancia de la "solución técnica" provisional que se adoptó para que esta infraestructura se haya podido usar de forma peatonal hasta ahora.

El puente de sillería, construido en 1866, tiene un gran valor patrimonial reconocido, al estar catalogado con la categoría de protección especial dentro del Conjunto Monumental del Camino de Santiago.

Consta de dos estribos, tres pilas, tres bóvedas de piedra y una bóveda de hormigón revestida de piedra.

Las obras necesarias para asegurar la estructura del puente se iniciaron en septiembre de 2018 y finalizaron en marzo de 2019, fecha a partir de la cual se abrió una pasarela peatonal.