El Gobierno destinará el 37% del Plan de Recuperación a la inversión 'verde'

Esta inversión será por la descarbonización y transición ecológica

07.10.2020 | 21:15
Teresa Ribera en rueda de prensa.

La vicepresidenta cuarta del Gobierno y ministra para la Transición Ecológica y el Reto Demográfico, Teresa Ribera, ha detallado que el Gobierno destinará el 37% del 'Plan de Recuperación, Transformación y Resiliencia de la Economía Española' a la inversión 'verde'.

"Es un Plan en el que al menos el 37% de los recursos se destinan a la descarbonización y transición ecológica, reforzados por la transformación digital para ser más eficientes", ha explicado Ribera en la presentación del citado plan, que ha tenido lugar en La Moncloa.

En su intervención, la vicepresidenta ha destacado la importancia de trabajar en estos aspectos al subrayar la "inmensa vulnerabilidad" experimentada ante la naturaleza, "en concreto, ante un virus cuyo origen esté muy probablemente relacionado con la ruptura de los equilibrios de los ecosistemas". "Necesitamos una agenda verde y azul reforzada", ha aseverado.

Ribera también ha destacado la importancia del "papel de la ciencia volcada en comunicación" que facilita entender "mejor la magnitud de desafíos a los que nos enfrentamos". "Una sociedad bien informada tiene más capacidad de resiliencia y reacción frente desafíos, riesgos, peligros y tiene mayor capacidad de respuesta", ha apostillado.

El 'Plan de Recuperación, Transformación y Resiliencia de la Economía Española', defiende la importancia del "desarrollo de un sector energético descarbonizado, competitivo y eficiente que permita movilizar inversión privada significativa aportando certidumbre y un marco normativo previsible", además de aprovechar "el enorme potencial renovable" de España y las cadenas de valor existentes para reforzar la competitividad con vistas a los mercados domésticos y de exportación.

También aboga por la puesta en marcha de infraestructuras con la capacidad de movilizar "grandes volúmenes de inversión a corto plazo" y de generar un impacto estructural sobre el conjunto de la sociedad y economía.
Añade además que el desarrollo de soluciones basadas en la naturaleza y el refuerzo de la adaptación y resiliencia climática en infraestructuras, aprovechando herramientas digitales para desarrollar las capacidades en detección y alerta tempranas, especialmente en costas y zonas inundables, incluyendo adaptación en zonas vulnerables y proyectos participados de renaturalización y de-construcción, permite optimizar las inversiones e incrementar la resiliencia de la infraestructura ante nuevas demandas y retos, a la vez que preservar y proteger el capital natural del país.

Por ello, contempla proyectos como la conservación y restauración de ecosistemas y su biodiversidad movilizando inversiones en infraestructura verde, para favorecer la conectividad ecológica e impulsar programas de restauración de la naturaleza destinados a aumentar la diversidad biológica y sus servicios, incluidas las soluciones basadas en la naturaleza.

Específicamente se promoverá una política de reforestación dirigida al uso sostenible de las superficies forestales, la lucha contra la desertificación, la degradación de las tierras y la pérdida de la biodiversidad y para lograr el desarrollo de una política activa de mitigación y adaptación climáticas.

Asimismo, aboga por la preservación del espacio litoral y los recursos hídricos, ya que comprende inversiones para reducir la vulnerabilidad de los espacios naturales costeros y los recursos hídricos frente a los efectos del cambio climático, a través de restauraciones e intervenciones sobre infraestructuras orientadas a reducir la sensibilidad ante los riesgos.

Igualmente comprende acciones para promover la gestión integral del agua, promoviendo el manejo y el desarrollo coordinado del agua, la tierra y los recursos relacionados, con el fin de maximizar de manera equitativa el bienestar social y económico resultante, sin comprometer la sustentabilidad de los ecosistemas vitales. En especial, se orientarán a soluciones basadas en la naturaleza para la depuración (filtros verdes), saneamiento y reutilización, la optimización de la infraestructura hídrica y la restauración de ríos y recuperación de acuíferos.

En movilidad sostenible, se pondrá una marcha un gran plan de modernización, digitalización, seguridad y sostenibilidad de infraestructuras clave de transporte e intermodales y el desarrollo de los principales corredores europeos.