Primera División

el alavés, a flote

victoria descendería hoy si el Cádiz gana a la Real

12.05.2022 | 01:18
Los jugadores del Alavés, celebrando el tanto de la victoria. Foto: E.P.

Alavés2

Espanyol1

ALAVÉS Pacheco, Tenaglia, Laguardia, Lejeune, Duarte, Loum, Escalante (Pina, m. 83), Jason (Martín, m. 83), Miguel (Tenas, m. 76), Rioja (Pons, m. 97) y Joselu.

ESPANYOL Diego López, Aleix Vidal (David López, m. 49), Calero (Mérida, m. 75), Sergi Gómez, Cabrera, Puado, Herrera, Melendo (Rubén Sánchez, m. 49), Sergi Darder, Nico (Vilhena, m. 75) y Raúl de Tomás (Lei, m. 76).

Goles 1-0, m. 7: Miguel. 1-1, m. 14: Raúl de Tomás (p.). 2-1, m. 59: Escalante.

Árbitro Pizarro Gómez (Comité Madrileño). Expulsó al visitante Herrera (m. 46) por doble amarilla. Amonestó a los locales Loum (m. 41), Laguardia (m. 89) y Tenas (m. 94), y al visitante Vidal (m. 40).

Estadio Mendizorroza, ante 12.729 espectadores.

VITORIA – El Deportivo Alavés se mantuvo a flote con un meritorio triunfo en la jornada 36 ante el RCD Espanyol, por 2-1, en un partido descontrolado con numerosas ocasiones, que dio vida al equipo albiazul para la luchar por la permanencia. Las matemáticas aguantarán a los vitorianos en Primera División al menos hasta hoy y si el Cádiz no gana ante la Real Sociedad en Anoeta, los babazorros tendrán otra jornada más para engancharse a la máxima categoría.

Los albiazules entraron a morder en un partido a vida o muerte para ellos y en el minuto 7 se colocaron por delante con un gol de Miguel de la Fuente que llegó tras una recuperación que aprovechó el vallisoletano.

Poco después, el árbitro señaló penalti de Nahuel Tenaglia sobre Raúl de Tomás que confirmó el VAR después de revisar un posible fuera de juego, que no fue por milímetros, y el propio delantero lo transformó desde los once metros.

En el segundo tiempo, la presión que ejerció el Alavés tuvo premio. El argentino Gonzalo Escalante empujó en el segundo palo un saque de falta botado por Jason Remeseiro desde el pico del área en el minuto 59 y volvió a adelantar a los vitorianos.

El final fue de infarto para la grada local. Al filo de los 90 minutos, el VAR revisó un penalti sobre Martín Aguirregabiria, pero el colegiado no lo señaló por un fuera de juego previo. l

noticias de noticiasdegipuzkoa