komunikazioa

El sueño truncado de Alazne de ser finalista de 'Idol Kids'

La joven vasca resultó eliminada del concurso de Telecinco con el primer voto en contra de Isabel Pantoja en esta edición

25.09.2020 | 01:21
Esta estudiante de Primero de Bachillerato de 16 años quiere ser cantante profesional.

donostia – El programa de televisión Idol Kids tuvo la noche del lunes la presencia de una joven cantante vasca, Alazne Blanco Agirre, de Elorrio. Aunque cantó e interpretó muy bien una versión del éxito Honey, Honey, de Abba, dos componentes del jurado, Edurne e Isabel Pantoja, la eliminaron de la edición con su voto en contra. El tercer miembro, Carlos Jean, sin embargo, votó a favor y le dijo que lo había hecho realmente bien. Fue a la primera concursante a la que la tonadillera votó en contra y lo argumentó de la siguiente manera: "He pulsado el botón rojo porque quiero que la próxima vez que te vea cantes para el público, no solo para ti, cariño mío".

Este periódico se ha puesto al habla con Alazne quien, a pesar de su descalificación y otros detalles allí vividos, guarda buenos recuerdos de su paso por el programa. Este concurso de Telecinco se grabó en octubre de 2019 y la cadena madrileña pretendía emitirlo el pasado marzo, pero por motivo de la pandemia del COVID-19 se ha acabado estrenando ahora. "Me lo voy a tomar como un aprendizaje para crecer como cantante", analiza generosa.

Alazne Blanco Agirre se subía al escenario de Idol Kids a sus entonces quince años. Antes de comenzar la actuación explicó al jurado el motivo de presentarse al programa: "Quiero superar del todo el miedo escénico y demostrar que cuando se lucha por algo se consigue", por lo que fue muy aplaudida por el público que abarrotaba el plató.

Tras su interpretación, el jurado se mostraba exigente o duro. "Algo ha pasado y me da rabia porque yo te he visto tan feliz, tan contenta, bailando sin parar€ pero es verdad que ha habido algo que no me ha llegado y no sé muy bien explicar por qué", amplificaba Edurne.

sorpresa Isabel Pantoja cambió su gesto por primera vez en todo el concurso, en el que no había votado en contra ninguna vez. "Lo que pasa es que has cantado para ti", aseguraba tajante la cantante de copla española. Y la sorpresa llegó a la hora de votar: la sevillana pulsó por primera vez el botón rojo dejando a todos estupefactos. "¡¿De verdad?!", comentaba sin creérselo Edurne, cantante que representó a España en Eurovision en 2015.

Antes de que la simpática elorriarra abandonase el escenario, Isabel Pantoja le explicaba a la joven el motivo de su decisión: "He pulsado el botón rojo porque quiero que la próxima vez que te vea cantes para el público, no solo para ti, cariño mío".

El compositor y productor Carlos Jean, que en todo momento tuvo buenas caras para la vasca, reaccionó con un "qué mala eres Isabel, qué mala que has dado al rojo". "No, es que no me ha llegado", concluía Pantoja.

Alazne, con gran educación y criterio, hace valoración de todo ello a este periódico: "No sé por qué Isabel Pantoja me trató indiferente. Dice que no le llegó mi canción" y detalla más: "La grabación fue mucho más larga. Dijeron más cosas y lo cortaron. También cortaron la canción. Yo tengo 16 años y lo puedo asimilar pero habrá niños muy pequeños a los que les hayan cortado su canción y no lo entiendan€", lamenta.

Así fue. Con otros concursantes sus versiones duraban más tiempo, sin embargo a ella, única vasca de la jornada, la acortaron. Con el euskera también hubo algún detalle. "Mi padre me acompañó y los dos decidimos hablar en castellano para que todo se entendiera por televisión, pero en ocasiones que mi padre me animaba con una palabra en euskera como aurrera, por ejemplo, seguido mandaban cortar. Seguido. Así en varias ocasiones", explica esta estudiante de Primero de Bachillerato en el instituto Fray Juan de Zumarraga de Durango.

Alazne lamenta también que la canción que cantó no tuviera el mejor tono para su voz. Es decir, el programa aun siendo totalmente profesional no amolda las canciones a las voces de las personas que se presentan. "Yo elegí tres canciones: una de Mecano, la de Miedo de MClan que casualmente cantó allí un niño, y esta de Abba. Dos días antes me pidieron mandar dos más de Abba, que les gustaba, y se acabaron quedando con Honey, Honey", matiza quien ya escribe sus propias canciones y continúa con su sueño de ser una cantante profesional.