La Marcha contra el Racismo denuncia la "indefensión" de las personas migrantes

Más de 60 colectivos se suman al acto reivindicativo que partirá este domingo desde Trintxerpe bajo el lema 'Tu papel es importante'

17.03.2021 | 12:18
Presentación en Donostia de la Marcha contra el Racismo

La irregularidad administrativa en la que viven miles de personas en Euskadi se ha agravado con la pandemia. Un año después de la suspensión de la XXIV Marcha contra el Racismo, debido al estado de alarma decretado, las organizaciones impulsoras han retomado este acto reivindicativo, que tendrá lugar este domingo para denunciar "la situación de indefensión en la que continúan" las personas migrantes sin papeles.

Así lo han denunciado este miércoles SOS Racismo, Medicus Mundi Gipuzkoa y la Coordinadora de ONGD Euskadi, que han hecho un llamamiento a la ciudadanía para sumarse a la marcha.

Discurrirá entre Pasaia y Donostia bajo el lema Tu papel es importante. Partirá a las 11.30 horas desde el mercado de Trintxerpe para llegar al Boulevard hacia la 13.00 horas, respetando todas las medidas de seguridad exigidas en la actual situación de pandemia, según ha indicado la organización. 

Un total de 68 colectivos se se han sumado al llamamiento. Supone un nuevo récord de apoyo a esta movilización anual que ha recuperado como eslogan central de la campaña el previsto para el año pasado. "Queremos denunciar la situación de indefension en la que sobreviven en su día a día las personas migrantes que no cuentan con papeles. Y también queremos recalcar la necesidad de movilización de la ciudadanía, para darle la vuelta", han indicado en rueda de prensa en Donostia. 

Entre los perfiles de quienes se encuentran en situación administrativa irregular figuran las personas que están pendientes de asilo, mujeres trabajadoras sin contrato, y quienes aún no han conseguido el arraigo y no pueden trabajar o están en situación de calle. "La falta de papeles les obliga a vivir el infierno diario de la ausencia de todo tipo de derechos", han denunciado. Una situación agravada más si cabe con la epidemia del coronavirus.