El juez imputa al agredido por dos policías en Linares

Están acusados de presunto delito de lesiones y atentado a los agentes, en prisión provisional

26.02.2021 | 00:39

linares – El caso por la agresión de dos policías a un varón y su hija menor de edad en la terraza de un bar de Linares, un incidente que provocó graves disturbios en la ciudad, sigue su curso. La víctima ha sido así citada en calidad de perjudicado, pero también como imputado por presuntos delitos de lesiones y atentado contra la autoridad. Junto a Carlos M.A, también declaró tanto en calidad de perjudicado como de investigado su cuñado, Francisco Javier P. G quien fue testigo de la disputa y estuvo presente en el momento en el sucedieron las agresiones.

El juez entiende, según el auto en el que ordenó la detención provisional de los dos agentes, que Carlos agredió a uno de los policías al comienzo de la pelea.

El auto de prisión hacia los agentes, según narra El Confidencial, describe las acciones como "violencia atroz" y "despreciable agresión" y califica su actuación como "desproporcionada" y apoyada por un "sentimiento de impunidad" y añade que todo esto ocurrió en la parte final de la pelea.

Durante la declaración la víctima alegó que el subinspector José Luis se le acercó alrededor de las 18.00 horas, justo en el momento en el que el bar estaba a punto de cerrar, y le golpeó en el hombro. Nada más darle, el funcionario comenzó a increparle, añade, y cuando llegó el compañero comenzaron las agresiones.

En el material audiovisual difundido sobre la pelea por las redes sociales se ve cómo varios hombres empiezan a dar golpes y empujones en plena calle a otro hombre, que acaba cayendo al suelo, siendo víctima de varios golpes y contusiones. La trifulca terminó con el hombre herido e ingresado en el Hospital San Agustín de Linares con lesiones en la nariz y la córnea, y con su hija de catorce años herida aunque de menor gravedad, después de que la hija tratara de ayudar a su padre.

En los próximos días comparecerán diferentes testigos que complementarán los relatos ofrecidos de los cuatro investigados.

El Juzgado de Primera Instancia e Instrucción número 3 de Linares, en funciones de guardia, ordenó en la madrugada del 13 al 14 de febrero el ingreso en prisión provisional, comunicada y sin fianza de los dos agentes por un presunto delito de lesiones agravadas por el empleo de métodos o formas peligrosas en el que medió ensañamiento.