Cenas de Navidad con un máximo de seis personas

El Gobierno central plantea un borrador de restricciones para las fiestas con toque de queda a la una en Nochebuena y Nochevieja, y sin cabalgata de Reyes ni Olentzero

25.11.2020 | 00:49
Varias personas, protegidas con mascarilla, pasan por debajo de un adorno navideño, ayer en Donostia.

donostia – El plan que ha preparado el Gobierno central para las fechas navideñas recomienda que las reuniones no superen el máximo de seis personas y amplía el toque de queda hasta la una de la madrugada en Nochebuena y Nochevieja, además de aconsejar que no se celebre la cabalgata de Reyes.

Estas son las principales medidas que prevé el borrador de la propuesta de medidas frente al COVID-19 para la celebración de las fiestas navideñas que ha elaborado el Ejecutivo y que llevará hoy al Consejo Interterritorial del Sistema Nacional de Salud para abordarlo con las comunidades autónomas. El borrador "no es definitivo", tal y como dijo ayer el ministro de Sanidad, Salvador Illa, ya que "es un proceso de discusión (con las comunidades) al que se quiere llegar con consenso". En cualquier caso, parece que las navidades estarán marcadas por este borrador.

Las multitudinarias reuniones familiares no podrán tener lugar estas próximas navidades, en las que las comidas y cenas deberán contar con un máximo de seis personas. La recomendación del Gobierno es limitar la participación a los miembros que pertenezcan al mismo grupo de convivencia y, si hay algún miembro externo, que el encuentro no exceda de las seis personas. Además, se mantiene el toque de queda nocturno (las 22.00 horas en Euskadi), con las excepciones de Nochebuena y Nochevieja, dos noches en las que la limitación de movilidad será entre la una y las seis de la madrugada.

El Gobierno aconseja también "evitar" los viajes que no sean estrictamente necesarios y, en el caso de los viajes internacionales, los ciudadanos procedentes de un país o zona de riesgo que quieran entrar en España deberán disponer de una PCR negativa realizada 72 horas antes del desplazamiento. Los que no la tengan deberán someterse a la realización de una prueba diagnóstica que establezcan los servicios de sanidad exterior. Respecto a los universitarios que regresan a casa, se les pide limitar las interacciones sociales los días anteriores de su regreso a casa y que extremen las medidas de prevención.

En cuanto a las visitas a centros sociosanitarios, se podrá ampliar el número de visitas garantizando que se cumplen las medidas de seguridad. Al reingreso de un residente se le realizará una prueba de diagnóstico y los días posteriores se extremarán las medidas de vigilancia.

Las cabalgatas de Reyes, otro de los momentos más esperados, suponen "un elevado riesgo de transmisión", por lo que se recomienda que no se celebren, situación que se aplicará en Euskadi también con el desfile de Olentzero. En todo caso, dice el borrador que se planteen "alternativas" que garanticen el cumplimiento de las normas de higiene y prevención, y pone como ejemplo las "estáticas", con ubicaciones en lugares donde se pueda controlar el acceso, o también las retransmisiones por televisión. Los conciertos navideños y visitas a instalaciones de portales de Belén tendrán que tener un aforo del 50% y celebrarse en instalaciones donde se pueda controlar la distancia entre personas.

otros eventos Las celebraciones religiosas deberán seguir las normas de aforo establecidas y se procurará no cantar y usar música previamente grabada. La Misa del Gallo se podrá realizar siempre que no interfiera con el toque de queda nocturno.

Otro clásico de las fiestas, como son las carreras de San Silvestre, se podrán realizar "si no interfieren con la limitación horaria de la movilidad nocturna" y tendrán que utilizar estrategias para disminuir el contacto entre los corredores, además de celebrarse sin asistencia de público.

restauración y comercios El borrador se refiere también a los establecimientos de hostelería, ahora cerrados en Euskadi pero que, en principio, podrían reabrir para las fiestas. En los bares y restaurantes se permitirá un máximo de seis personas por mesa con una distancia mínima de 1,5 metros entre comensales de una mesa y entre mesas diferentes, garantizando además una adecuada ventilación. Se reforzará, asimismo, el mensaje de hacer uso de la mascarilla cuando no se esté comiendo ni bebiendo.

Se recomienda hacer las compras navideñas de forma escalonada para evitar aglomeraciones. También se promoverá el comercio de vecindad para minimizar la movilidad. Se podrán organizar mercadillos navideños manteniendo los aforos y siempre que sean al aire libre y se pueda mantener la distancia de seguridad.

Las actividades navideñas tradicionales que se celebren en cines, teatros, carpas de circo o similar deberán respetar el aforo vigente en cada comunidad, con separación entre los distintos grupos de convivencia. El Gobierno recuerda que "las actividades culturales cumplen las medidas de seguridad y son una alternativa de ocio seguro también en Navidad".

Además, las administraciones deberán "asegurar" el aumento de la frecuencia de horarios del transporte público para evitar las aglomeraciones, garantizando una adecuada ventilación y que la población cumpla las medidas de prevención.

recomendaciones

Máximo de seis personas. Las reuniones en Navidad, incluidas las comidas y cenas en fechas señaladas, serán con un máximo de seis personas.

Toque de queda. La restricción a la movilidad nocturna entre las 22.00 y las 6.00 se mantiene, con la excepción de Nochebuena y Nochevieja, cuando el toque de queda será a la 1.00.

Sin cabalgata. Se desaconseja la celebración de la cabalgata de Reyes para evitar aglomeraciones.

Evitar viajes. Se pide evitar los viajes que no sean estrictamente necesarios.

Visitas. Se podrán ampliar las visitas a los centros sociosanitarios, pero garantizando que se cumplen las medidas de seguridad.

San Silvestre. Se podrán organizar utilizando estrategias para disminuir el contacto entre los corredores.

Compras. Se recomienda realizar las compras de forma escalonada y se promoverá el comercio de vecindad.

Transporte. Las administraciones deberán "asegurar" el aumento de frecuencia de horarios.