La CAV, zona con riesgo moderado de contagio por coronavirus

Nafarroa, con 140 casos, está entre las comunidades con riesgo alto acumulada del virus en los últimos 14 días

29.07.2020 | 23:58
Brotes localizados, como el de Zarautz, donde muchas personas han dado positivo tras las pruebas, han contribuido a elevar la tasa de incidencia del coronavirus. Foto: Ruben Plaza

donostia – La evolución de la relación de positivos confirmados de COVID-19 por cada 100.000 habitantes en Euskadi está reflejando el incremento de contagios en las últimas semanas y ya supera los 69 casos, una cifra que está por encima de la media estatal –49,2– y que es una de las incidencias más altas del virus, aunque muy lejos de las tasas autonómicas más elevadas, como la de Aragón, que supera los 334 casos por cada 100.000 habitantes, o la de Catalunya, con 135 positivos.

La decisión del Gobierno británico de exigir el cumplimiento de una cuarentena de 14 días a todos los viajeros que procedan del Estado español debido a su elevado número de casos de COVID-19 ha llevado a fijarse más en la tasa de incidencia del coronavirus en relación a la población que en el número total de casos detectados en un determinado lugar. Teniendo en cuenta esa relación entre el número acumulado de personas infectadas en los últimos 14 días y la población total, resultará que la mayoría de los británicos que en las próximas fechas regresen a su país tras unas vacaciones y se vean obligados a recluirse como medida de prevención proceden de zonas con una tasa de COVID-19 por cada 100.000 habitantes inferior a la tasa media de su país, por lo que no suponen mayor riesgo de infección que cualquier compatriota que no haya viajado al Estado. De hecho, tal y como argumentan desde diferentes administraciones, sobre todo Baleares y Canarias, que son los principales destinos de los turistas británicos, tienen tasas de 11,3 y 7 casos, respectivamente, mientras que la tasa de incidencia del coronavirus en el Reino Unido es de 13,1 casos. La tasa conjunta para el Estado español, sin embargo, sí es superior a la británica y actualmente está entre las más altas de la Unión Europea, por detrás de países como Luxemburgo (219) y Rumanía (60).

Tasas locales En el Estado español, la tasa de incidencia acumulada de COVID-19 por comunidades y provincias –un índice que tiene en cuenta los casos detectados en los últimos catorce días en cada zona– también es un indicativo del riesgo que pueden suponer los viajes y desplazamientos interiores en función de la procedencia de los viajeros y estaría tras algunas decisiones autonómicas destinadas a controlar posibles contagios importados. La Xunta de Galicia, por ejemplo, ha decidido publicar un listado de países y zonas de alta incidencia de coronavirus con el objetivo de que los viajeros procedentes de estos lugares –Euskadi figura entre ellos– que lleguen a Galicia comuniquen con carácter obligatorio sus datos de contacto.

Las informaciones sobre la tasa de incidencia del COVID-19 a nivel provincial que proporciona el Ministerio de Sanidad están menos actualizados que las cifras por comunidades, pero en el caso de Euskadi las estadísticas oficiales correspondientes a la segunda y tercera semana de julio ya evidencian una tendencia creciente ligada a la aparición de brotes de contagio en varias localidades vascas. Así, Gipuzkoa, que tenía 16,58 casos en la semana del 6 al 12 de julio, pasó a 45,05 casos en la semana del 13 al 19, mientras que en Bizkaia la tasa de incidencia del 6 al 12 de julio era muy baja (6,77 casos por cada 100.000 habitantes), pero pasó a 21,60 en la semana siguiente. En Araba la tasa creció menos, de 9,35 casos a 12,06, mientras que Nafarroa, que tenía 21,86 infectados por cada 100.000 habitantes, los multiplicó hasta 48 y siguió subiendo hasta los 140,3 casos actuales.

Para el conjunto de la Comunidad Autónoma Vasca, la tasa de incidencia aumentó desde los 5,7 casos registrados a comienzos de julio a los 7,13 el día 7, pasó a 11 casos el día 11, y continuó creciendo: 17,5 casos el 15 de julio; 20,2 el 16, 24,7 el día 17; que se convierten en 33,1 el sábado 18 y llegan a 38 casos el día 19. Esta semana Euskadi comenzó con una tasa de 50,5 casos y ayer miércoles ya había subido a 69,5 positivos por cada 100.000 habitantes.

Por comunidades, Nafarroa supone en estos momentos, junto con Catalunya, un riesgo alto de contagio, dada la alta tasa de incidencia en relación a su volumen de población. La Comunidad Autónoma del País Vasco (69,5) y La Rioja, con 26,5 casos, tienen riesgo moderado; Aragón, que ayer reportaba 334,8 casos tras empezar la semana con una tasa de 237 positivos, es de riesgo muy alto, mientras que en el resto de comunidades el riesgo es bajo, aunque entre ellas hay grandes desigualdades, ya que en Madrid hay 30 casos por 100.000 habitantes y en Asturias 2,5. En una posición intermedia se encuentran Cantabria, con 12 casos, y Castilla-León, con 11,7.

La situación

De 50,5 a 69,5

Euskadi. La Comunidad Autónoma Vasca, que ve crecer la tasa de incidencia a medida de suben los contagios, empezó la semana en 50,5 casos por cada 100.000 habitantes y pasó a 69,5 en tan solo dos días.

49,2

Estado español. La tasa de incidencia de los últimos 14 días por cada 100.000 habitantes, que mide el número acumulado de nuevos casos detectados en función de la población, se encuentra en un 49,2.

334,8

Autonomías. La comunidad de Aragón encabeza el ranking autonómico de más casos confirmados en relación a su población. En esta comunidad se han superado los 300 casos, llegando a 334,8. Nafarroa, con 140,3 casos por cada 100.000 habitantes, ocupa el segundo puesto, seguida de cerca por Catalunya (135). Las comunidades con menores tasas de contagios son Asturias (2,5) y Galicia (6,7), además de las ciudades de Ceuta (1,1) y Melilla (3,4).

En la semana del 6 al 12 de julio, Gipuzkoa tenía 16,58 casos por 100.000 habitantes, cifra que subió a 45,05 la semana siguiente