alerta mundial por el coronavirus

Habrá toma de temperatura a usuarios de transporte público

El lunes comienza esta medida de prevención que se suma al uso obligatorio de mascarilla

09.05.2020 | 01:16
Un miembro de la DYA realiza una toma de temperatura a distancia en una zona de acceso al transporte público. Foto: Irekia

donostia – La inminente entrada en la fase 1 de la desescalada conllevará un aumento del movimiento de personas que se irá intensificando a medida que más establecimientos públicos y privados, sectores de actividad y empresas vuelvan a ponerse en funcionamiento. Dado que, previsiblemente, gran parte de esa movilidad personal se realizará utilizando el transporte público, el Gobierno Vasco ha establecido medidas específicas para estos medios, como el control de temperatura de los viajeros, la instalación de dispensadores de gel higienizante y el reparto de mascarillas, con el objetivo de reforzar la seguridad frente al coronavirus.

Tanto la toma de temperatura aleatoria a viajeros como el reparto de mascarillas comenzarán el próximo lunes, día 11, tras varias jornadas en las que se han realizado pruebas. Según detalló ayer el Gobierno Vasco, los controles para la toma de temperatura tienen carácter aleatorio y disuasorio, y se realizarán con el objetivo de concienciar a la ciudadanía. Además, estos controles no se llevarán a cabo en puntos fijos, sino que se harán con equipos móviles situados en distintos puntos de acceso a medios de transporte público, como metro, trenes y autobuses de los tres territorios.

Según detalló el Ejecutivo vasco, el personal de la DYA, en el caso de Gipuzkoa y Bizkaia, y de Cruz Roja en, Araba, serán los encargados de llevar a cabo las mediciones en las estaciones de Euskotren así como en las estaciones de autobuses intermodales de las tres capitales vascas. Cuando a raíz de estos controles se detecte que una persona que iba a acceder al transporte público supera los 37ºC, esta deberá ser atendida por los equipos sanitarios.

Uso obligatorio En cuanto al uso de mascarillas, el Gobierno Vasco recordó que en el transporte público es obligatorio su uso y que también se debe mantener la máxima distancia entre personas, tanto en estaciones, paradas de autobús y andenes, como en el interior de los trenes, tranvías y autobuses. No obstante, el Gobierno Vasco va a disponer de medio millón de mascarillas para distribuir entre los usuarios de transporte ferroviario y de autobuses urbanos e interurbanos de titularidad autonómica y local que accedan a ellos sin la protección obligatoria.

Cada operador público de transporte recibirá un número de mascarillas proporcional al número de personas usuarias y a la extensión de sus servicios y será cada operador quien realice la correspondiente entrega atendiendo a su especificidad y particularidad, señaló el Gobierno.

El Ejecutivo vasco puntualizó que la entrega de mascarillas, tiene como objetivo contribuir y facilitar el uso obligatorio de estas protecciones en el transporte público "aunque la responsabilidad del cumplimiento del uso obligatorio es de cada una de las personas usuarias".

Frente a los repartos generalizados que se han realizado en las últimas jornadas, en este caso la entrega de mascarillas se realizará únicamente a aquellas personas que acceden al transporte público y que, por razones ajenas a su voluntad –por deterioro de la propia, imposibilidad de haber adquirido una u otra causa justificada– no dispongan en ese momento de su correspondiente mascarilla.

Además, en las Oficinas de Atención a la Ciudadanía, se podrán entregar mascarillas a aquellas personas usuarias que dispongan de un titulo de transporte en vigor, a través de la tarjeta Mugi.

A estas medidas de prevención se suma que en las estaciones de transporte con acceso regulado donde existe un control de pasajeros mediante barrera se han instalado dispensadores gel higienizante en los vestíbulos y en los andenes.

más viajeros Según los datos aportados por el Gobierno Vasco, antes de la declaración del estado de alarma por la pandemia de coronavirus, en el conjunto de Euskadi el transporte público era utilizado por unas 758.719 personas al día en jornadas laborables, mientras que esta semana, en la fase 0 de desescalada, la cifra de viajeros ha sido de 137.623, lo que representa un incremento del 35% respecto a la semana anterior.

El Gobierno Vasco considera que se trata de una subida homogénea, que se ha producido en todos los modos de transporte, y que, por tanto, es previsible "un nuevo incremento de la demanda de transporte público para la próxima semana, que se atenderá cumpliendo con todas las medidas establecidas por las autoridades sanitarias para hacer frente al COVID-19".

Medidas

Temperatura. Personal de la DYA hará mediciones de temperatura aleatorias en puntos de acceso al transporte público.

Mascarillas. Los operadores de transporte distribuirán a los viajeros y los que tengan una tarjeta Mugi podrán recogerlas en las Oficinas de Atención.

Gel higienizante. En estaciones con acceso regulado se han instalado dispensadores en los vestíbulos y en los andenes.

Transporte

Viajeros La fase 1 traerá más movilidad

El Gobierno Vasco prevé que la fase 1 va a generar un incremento de la movilidad respecto a la situación actual. En Euskadi, un día laborable previo a la pandemia viajaban en transporte público 758.719 personas, mientras esta semana, en la fase 0, han sido 137.623, lo que supone un incremento del 35% respecto a la semana anterior.