bertan

Goia da un "sí rotundo" a flexibilizar la norma de terrazas de hostelería

La OTA seguirá suspendida hasta que el aumento de circulación conlleve problemas para encontrar aparcamiento

29.04.2020 | 00:51
Un momento de la reunión telemática del Gobierno municipal, ayer. Foto: N.G.

Donostia – El alcalde de Donostia, Eneko Goia, dio ayer un "sí rotundo" a la flexibilización "de forma excepcional" de la normativa de terrazas, con el fin de ayudar al sector hostelero, una posición que, según señaló, es la del Gobierno municipal. Así se pronunció tras la primera junta de gobierno local celebrada desde el pasado 17 de marzo, cuando tuvo lugar la última de ellas a causa de la pandemia de coronavirus. La reunión del Gobierno municipal del día de ayer tuvo lugar de modo telemático, con el propio alcalde y el concejal de Hacienda, Jaime Domínguez Macaya en la casa consistorial y el resto de miembros del Ejecutivo local en sus respectivos hogares. La fórmula telemática se repetirá en las próximas comisiones de Pleno que tendrán lugar los días 11 y 12 de mayo.

La posibilidad de que el Consistorio ofrezca unas normativas más flexibles a la hora de que los bares instalen terrazas como, por ejemplo, que tengan un mayor tamaño, ha sido criticada en días anteriores por asociaciones vecinales como Parte Zaharrean Bizi, que rechazan que el Ayuntamiento permita ampliar el espacio callejero utilizable por los bares, como han propuesto algunos hosteleros para el futuro, con el fin de ganar una clientela quizás poco animada a entrar en los locales.

Tampoco es partidaria de ayudar a la hostelería la plataforma Bizilagunekin, de "donostiarras preocupados por el modelo de turismo", que dio a conocer el pasado lunes el manifiesto de la red SET de ciudades del sur de Europa ante la turistificación, una entidad que ha dado a conocer su rechazo a que las instituciones ayuden al sector turístico "agravando la deuda pública". La red de ciudades pide, además, que las instituciones promuevan un cambio que lograr el decrecimiento del turismo "mediante políticas de bienestar que protejan a las capas sociales y laborales más vulnerables y el medio ambiente".

La situación de la hostelería, así como del comercio, es una de las principales preocupaciones económicas del Consistorio en la actualidad, ya que ambos sectores son las principales víctimas en cuanto a la pérdida de ingresos derivada del cierre obligado de los establecimientos a causa del coronavirus. Para tratar del contrarrestar la penuria de estos negocios, el Ayuntamiento abrió el pasado lunes una plazo para solicitar ayudas por parte de los locales de estos sectores, con menos de diez empleados. El plan de subvenciones y otras ayudas supone 2,6 millones de euros. Solo en la primera jornada de plazo abierto, la sociedad municipal Fomento de San Sebastián recibió 4.200 consultas. Goia se refirió a la avalancha de solicitudes y recalcó que "no se dan las ayudas al primero que llega" y señaló que se han establecido siete días laborales para solicitarlas (hasta el 6 de mayo), por lo que todas las peticiones serán todas atendidas.

sin OTA Por otra parte, el regidor donostiarra manifestó que, por el momento, la OTA seguirá suspendida pero avanzó que volverá a ponerse en marcha cuando haya más circulación y vuelvan los problemas para encontrar aparcamiento en las distintas zonas de la ciudad.

Asimismo, el alcalde manifestó que, en la nueva situación de confinamiento, en la que se permite salir a pasear a los niños y se prevé que más adelante también salgan los mayores, "los garantes de la situación no pueden ser ni la Guardia Municipal no la Ertzaintza". El regidor hizo hincapié en la responsabilidad y rechazó que cada ciudadano "se convierta en un policía". "Según avance el desconfinamiento, el papel de las fuerzas de seguridad va a tener menos peso", dijo el mandatario, que añadió que el cumplimiento de las medidas aconsejadas por las autoridades sanitarias es tarea de todos, ya que persigue el cuidado de "todos nosotros y nosotras".

Por otra parte, mostró su satisfacción por que, a día de ayer, un único trabajador municipal era positivo en coronavirus. Asimismo, señaló que "el funcionamiento institucional del Ayuntamiento está entrando en una senda de normalidad poco a poco" y que se irán tomado medidas paulatinas para tener "plenas garantías y total seguridad".

Goia rechaza que cada ciudadano se convierta en un policía y pide a todos responsabilidad para cumplir las normas

Fomento de San Sebastián registró más de 4.200 consultas en el primer día de plazo para solicitar ayudas económicas