Zardoya inaugurará este año su nueva fábrica en Donostia

La firma de origen vasco que pertenece a la multinacional Otis abrirá nuevos mercados y potenciará las exportaciones

26.03.2021 | 00:39
Instalaciones de Zardoya Otis en Altza. Foto: Ruben Plaza

donostia – La firma de origen guipuzcoano Zardoya, perteneciente ahora a la multinacional Otis, anunció ayer que antes de que finalice el año materializará el traslado de su fábrica situada en el barrio donostiarra de Altza al nuevo polígono Eskuzaitzeta enclavado también en la capital guipuzcoana. Con esta operación la multinacional persigue ampliar sus mercados actuales e incrementar su ya elevado nivel de exportaciones.

La construcción de esta nueva factoría fue comunicada hace cuatro años, cuando se confiaba en ponerla en funcionamiento en 2019. Sin embargo, este proyecto ha tenido que esperar dos años más para hacerse realidad en el presente ejercicio. El traslado no afectará a la plantilla de una planta que cuenta con dos centenares de trabajadores y es considerada por Otis como "una de las más avanzadas del mundo".

Precisamente su alto desarrollo tecnológico y unas infraestructuras "al más alto nivel" han sido las principales razones de Otis para potenciar la actividad en Donostia mediante la construcción de un nuevo edificio y su traslado a un polígono que albergará otras firmas innovadoras.

En la actualidad, Zardoya Otis está especializada en la fabricación de máquinas, motores y elementos de seguridad para ascensores y en Eskuzaitzeta ampliará este mercado a nuevos nichos.

En la presentación de este proyecto, que ha requerido una inversión de 20 millones de euros, los responsables de Otis Elevators indicaron que la nueva factoría dirigirá su actividad a rascacielos, viviendas unifamiliares y al sector naval. Del mismo modo, confiaron en que este incremento de la capacidad de la planta se traducirá en un nivel superior de las exportaciones, que cifraron en torno al 21%.

Además de Zardoya, Otis tiene otras dos fábricas en España. La de Madrid se ha especializado en el sector residencial, mientras que la de Vigo se dirige más a los elevadores navales y a las industrias química y petrolífera. La decisión de potenciar la planta guipuzcoana tendrá como consecuencia, según señaló ayer Zardoya Otis, situarla como "una pieza decisiva en el negocio del grupo a nivel internacional", dado que de estas instalaciones saldrán los motores que se exportarán a todo el mundo.

Zardoya Otis también señaló que este año ha elevado su dividendo a cuenta del ejercicio 2021 de los 0,065 a los 0,070 euros por acción que se abonará el próximo 9 de abril.

noticias de noticiasdegipuzkoa