primera división

El Granada resurge

victoria dos tantos de soldado ante un Betis inofensivo valen tres puntosen el derbi andaluz

21.12.2020 | 00:41
Roberto Soldado se dispone a anotar el primer tanto del partido desde el punto de penalti. Foto: Efe

Granada2

Betis0

GRANADA Rui, Foulquier, Germán, Duarte, Neva, Gonalons,Milla (Yan Eteki, m.79), Yangel, Machís (Kenedy, m.61), Suárez (Molina, m.79) y Soldado (Puertas, m.57).

BETIS Joel, Emerson, Bartra, Díaz, Miranda, Guido (Tello, m.46), William (Mandi, m.92), Ruibal (Juanmi, m.46), Rodri (Iglesias, m.64), Fekir, y Sanabria (Loren, m.64).

Goles 1-0, m.14: Soldado. 2-0, m.20: Soldado.

Árbitro José María Sánchez Martínez. Mostró amarilla a los locales Yangel, Soldado y Gonalons, y a los visitantes Guido, Emerson, Fekir y William.

Estadio Nuevo Los Cármenes.

GRANADA – El Granada se impuso este domingo por 2-0 al Betis, lo que supone su segundo triunfo consecutivo para igualar en la quinta posición de la tabla con el Barcelona, mientras que el cuadro bético ve frenada con esta derrota la mejoría que había experimentado en las últimas semanas.

Dos goles de Roberto Soldado, el primero de penalti, en sólo seis minutos antes de cumplirse el primer cuarto de encuentro, dieron a los locales una clara ventaja que gestionaron con un gran trabajo defensivo antes un Betis que se mostró durante todo el choque tan impulsivo como inofensivo.

Manuel Pellegrini trató de reactivar a los suyos con la entrada al inicio del segundo tiempo de Cristian Tello y de Juanmi López, aunque fue el Granada quien pudo marcar de nuevo nada más reanudarse el choque en otra gran jugada personal de Luis Suárez, mal finalizada por el colombiano.

El aplastante dominio del Betis en los compases finales no se tradujo en ocasiones de gol ante un Granada muy solidario y que, pese a tener muy poco el balón, a la perfección cada situación del choque.

Borja Iglesias, con un remate franco que mandó fuera, dispuso de la última, y más clara, opción para marcar de un Betis que lo intentó hasta el final pero con más corazón que cabeza.