El Bera Bera cambia de protocolo

Liga Guerreras La plantilla se someterá a una prueba de covid antes de cada partido

04.02.2021 | 01:00
Jugadoras del Bera Bera en la eliminatoria ante el Zvezda ruso. Foto: N.G.

Donostia – Las jugadoras y el cuerpo técnico del Super Amara Bera Bera deberán someterse a un test de detección de covid-19 antes de cada jornada de competición oficial atendiendo a la instrucción aprobada por el Comité Nacional de Competición de la Federación Española de Balonmano.

El pasado martes 26 de enero los clubes de la Liga Guerreras Iberdrola y la Federación Española mantuvieron una reunión por vídeo-conferencia, en la que se constató la necesidad de impulsar nuevas medidas de prevención en materia de covid. Las jugadoras manifestaron también su preocupación y reclamaron más controles.

De esta manera, "será obligatoria la realización de un test de detección de infección por covid-19 para todos los integrantes de los equipos participantes que vayan a disputar cada partido". Las pruebas deberán hacerse "en el periodo comprendido entre las 72 y las 24 horas previas a cada encuentro" y queda admitida la realización de test mediante antígenos o PCR.

La instrucción entra en vigor este fin de semana. El Super Amara Bera Bera tiene aplazado el partido correspondiente a la décima jornada de la Liga Guerreras Iberdrola a consecuencia de los casos positivos en el Lanzarote Puerto del Carmen que han conllevado el confinamiento del equipo, de modo que lo pondrá en práctica en vísperas de desplazarse a Málaga, donde jugará el 13 de febrero.

Una vez realizado el test, los clubes deberán remitir al Departamento de Competiciones de la Federación Española el informe médico en el que se detalle el número de pruebas realizadas, la fecha de la toma de muestras y los resultados obtenidos. El informe no incluirá datos de identificación personal.

La sistemática no es extraña para el Bera Bera, puesto que es similar a la empleada en competición europea. En la eliminatoria ante el HC Zvezda ruso, el Super Amara realizó a su plantilla una prueba de antígenos 48 horas antes de jugar el partido de ida en el Gasca y tuvo que someterse a una PCR para poder viajar a Rusia. Hasta el momento, la Federación solo había exigido una PCR previa a la Copa de Málaga a inicios de septiembre y una prueba de antígenos previa a la Supercopa. Por protocolo interno, el Bera Bera realizó pruebas en el regreso a los entrenamientos tras la Navidad.