Cómo ganar 500.000 euros en diez minutos

'Uno para ganar' puso a los espectadores de Cuatro a hacer todo tipo de juegos de habilidad en el verano de 2011

02.09.2020 | 00:57
Cómo ganar 500.000 euros en diez minutos

El desafío comienza en 3,2,1...

En la colonización que Tele 5 hizo de Cuatro, cuando compró la cadena, lo primero fue llenarlo todo de sus presentadores. A Jesús Vázquez le destinaron allí para hacer lo mismo que hacía en Tele 5, el juego de las cajas de ¡Allá tú!, que estaba ya un poco quemado, pero también le dieron una pequeña joyita en el verano de 2011 que supuso su resurrección como presentador de programas en prime time: el concurso Uno paga ganar.

Los participantes que acudían al programa debían superar en un minuto un desafío que requería destreza, concentración y nervios de acero. Si lograban superar los diez retos que le proponía el programa se llevaban 500.000 euros. Pero, como decía la voz en off, si no superaban la prueba en esos 60 segundos podían ser eliminados. Como en los videojuegos, los participantes tenían tres vidas o, lo que es lo mismo, tres intentos para superar los diez niveles de juego. De forma que si no lo conseguían, podían volver a intentarlo hasta agotar sus tres vidas, pero no cambiar de juego si no les salía. A partir de ahí, si se arriesgaban y perdían eran eliminados y se iban sin nada a casa, aunque si conseguían llegar a la quinta prueba se aseguraban 10.000 euros en caso de catástrofe, pero no era fácil ganar ese flotador.

El programa, adaptación del concurso estadounidense del mismo título, fue todo un éxito en el verano de 2011, lo que le permitió continuar en antena hasta el año siguiente con más y más pruebas a realizar en un minuto que serían trasladadas a otros tantos colegios porque fue un programa que fascinó a todas las edades con juegos, aparentemente al menos, accesibles para todos.

El concurso, uno de los mejores que ha emitido Cuatro en sus casi 15 años de vida (con permiso de Password y Soy el que más sabe de televisión del mundo) puso en valor lo relativo que es el tiempo porque, como decía jocosamente Jesús Vázquez, "la duración de un minuto depende del lado de la puerta del baño en la que estés".

Entre los juegos, por si tenemos hoy aquí algún lector con dotes de Mc Gyver, podríamos destacar estos cinco, y así se quedan ustedes ocupados hasta la columna de mañana.

1. Caragalleta: el participante se coloca una galleta en la frente y moviendo los músculos de la cara debe llevarla a la boca. y así con tres galletas.

2. Huevo iluminado: hay que colocar dos huevos crudos en equilibrio sobre dos bombillas con la única ayuda de un poco de sal.

3. Doble balanza: se cruzan dos reglas grandes, de las del cole, sobre un vaso de plástico situado en el centro y en cada lado de la regla hay que alzar una torre de cuatro vasos alternando boca arriba y boca abajo hasta colocar 16 vasos sin que se caigan.

4. En el pajar: usando una sola mano, hay que enhebrar diez agujas con el mismo hilo.

5. Tiro al plato: tiene que lanzar platos a tres metros de distancia y encestar tres entre las ranuras de un escurreplatos. Casi mejor si son de plástico... No me rompan nada.