"Con la Ruta de la Bronquiolitis bajan los tratamientos innecesarios"

La pauta incluye medidas de prevención y nace también para evitar tratamientos innecesarios

20.04.2022 | 14:28
Un bebé es atendido en un hospital

Muchos de quienes han tenido hijos e hijas se ha llevado un buen susto cuando, siendo bebés, han enfermado de bronquiolitis. Por su prevalencia, se merece un capítulo en el Programa de Salud Infantil.

Otra nueva acción que se plantea es la Ruta de la Bronquiolitis, ¿en qué consiste?
–Surgió hace unos años respondiendo a la existencia de una enfermedad aguda que afecta sobre todo a lactantes muy pequeños. Por definición, afecta a menores de dos años pero los que más ingresan son recién nacidos o lactantes de pocos meses. Es epidémica, afecta sobre todo entre noviembre y marzo pero principalmente en diciembre, cuando se disparan los ingresos en las plantas de hospitalización pediátrica y en las unidades de intensivos. Tiene un área preventiva importante que hemos integrado en el programa, como son los contenidos informativos a las familias para la prevención de la bronquiolitis.


¿Eso es posible?
–Los contenidos informativos para las familias con el fin de prevenir la bronquiolitis son un poco similares a lo que se ha hecho durante el covid, pero vienen de antes. Se incluyen medidas de prevención de la infección, tratamiento en fases iniciales etc., medidas que ya están en la Osasun Eskola. Hemos incluido la parte preventiva de la ruta por varios motivos, básicamente porque la bronquiolitis no tiene tratamiento médico.

Pero con algo se les trata.
–El único tratamiento llega cuando se ponen muy mal y hay que ingresarlos porque les baja la saturación de oxígeno, aunque la mayoría de las bronquiolitis no necesitan ingreso. Se les pone oxígeno porque en casa no se les puede poner a bebés tan pequeños. En todo el mundo, no solo aquí, se han utilizado tratamientos que los ensayo clínicos no han demostrado que sean eficaces, como son los tratamientos del asma, anticatarrales, antibióticos... Sin embargo, es muy difícil quitar esos hábitos de prescripción. Esta ruta también se ha desarrollado para eso, para tratar de difundir entre los profesionales la no evidencia de la eficacia e intentar disminuir unos tratamientos que no es que sean dañinos, pero sí innecesarios. La ruta lleva varios años, está funcionando muy bien y ha recibido diversos premios. Hemos integrado ahora la parte preventiva.

noticias de noticiasdegipuzkoa