¿Podría entrar en el puerto de Pasaia el carguero que bloquea el Canal de Suez?

Los 400 metros de eslora del Ever Given hacen imposible su aproximación a la costa guipuzcoana

28.03.2021 | 18:18
El barco Ever Given, en el Canal de Suez.

El carguero que bloquea el Canal de Suez, el Ever Given, está muy lejos de poder atracar nunca en Pasaia. El carguero que ya han logrado reflotarlo parcialmente, en este paso decisivo para el comercio internacional, tiene un eslora de casi 400 metros, lo que duplica el máximo que permite la Autoridad Portuaria en el enclave pasaitarra. Con carácter general, el máximo permitido son buques de 185 metros de eslora (de largo) y 30 de manga (de ancho).

En el caso de la megaembarcación de unas 220.000 toneladas, se queda a centímetros de los 400 metros de eslora, tiene 59 metros de manga y un calado de quince metros (la distancia vertical entre el punto de flotación y la base de la quilla). En Pasaia, el calado máximo autorizado es de 28-29 pies (entre 8,5 y 8,8 metros).

El Ever Given solo cabe en Pasaia gracias al Photoshop

El enclave natural pasaitarra tiene una anchura de 155 metros a la altura de las punttas de San Pedro, ría arriba poco después de Kalaburtza en la margen sanjuandarra; y que se estrecha a 100 metros frente a las instalaciones del club de remo de San Pedro. Además por la poca profundidad, la maniobra que un barco de estas características debería realizar para entrar en la bocana hace imposible que uno de los mayores cargueros del mundo atraque en el puerto guipuzcoano, aunque dentro cuente incluso con un muelle de más de 800 metros.

La Autoridad Portuaria limita a 185 metros la eslora total con carácter general, aunque los buques que portan mercancías peligrosas no deberán superar los 175 metros y las embarcaciones que no tengan propulsión o gobierno deberán medir como máximo 150 metros.

La capacidad de maniobra de los barcos también está limitada en el caso de aquellos cuyo calado supere los 25 pies (algo más de 7,5 metros) y podrán entrar o salir de puerto entre cuatro horas antes y tres horas después de las pleamares; y los buques con más de 130 metros de eslora, siempre en marea creciente. Por la noche, las embarcaciones con menos de 140 metros de eslora u 80 en el caso de que no tengan propulsión o gobierno podrán desplazarse. Los demás deberán esperar.

¿El Ever Given, en La Concha?

Varios kilómetros al oeste, en las aguas de la Concha, el sentido longitudinal del barco bloquearía cualquiera de los dos accesos a la bahía. En el lado del Aquarium, donde transcurren las regatas de traineras, son apenas 350 metros los que separan la isla Santa Clara y la zona del Paseo Nuevo, mientras que desde el otro extremo de la isla hasta la zona del tenis de Ondarreta apenas hay 300 metros.

El Ever Given tiene longitud suficiente para, cruzado, bloquear cualquiera de los accesos a la Bahía.
anteriorsiguiente
noticias de noticiasdegipuzkoa