Bildu exige a Urkullu y Chivite que financien a los ayuntamientos

La coalición reclama también a Sánchez que derogue la Ley de Estabilidad que limita el gasto del remanente

17.08.2020 | 23:58
Agurtzane Solaberrieta. Foto: I.A.

donostia – Alcaldes de EH Bildu de la Comunidad Autónoma Vasca y Nafarroa realizaron ayer un llamamiento al lehendakari, Iñigo Urkullu, y a la presidenta navarra, María Chivite, a que "defiendan" a los ayuntamientos y "garanticen su suficiencia de financiación". En una rueda de prensa en la sede de la coalición soberanista en Donostia, la alcaldesa de Usurbil, Agurtzane Solaberrieta, y la de Urduña, Itziar Bigure, acompañadas de otros alcaldes de EH Bildu, leyeron un comunicado en euskara y castellano, respectivamente, a través del cual pusieron en valor el trabajo realizado por las instituciones municipales desde el inicio de la pandemia por COVID-19. En este contexto, creen que "las entidades locales, además de autonomía, necesitan recursos para ejercer sus competencias, y sobre todo, para trabajar por el bienestar de la ciudadanía". La rueda de prensa tenía como motivo valorar la propuesta de la ministra Montero para tomar prestados los remanentes de los ayuntamientos, una iniciativa que suscita el rechazo de PNV y EH Bildu por el sistema foral vasco, pero la comparecencia derivó finalmente en una exigencia a Urkullu y Chivite para que, desde las competencias vascas, garanticen la suficiencia financiera de las diputaciones forales. De todos modos, reconocieron que se debe derogar a nivel estatal la Ley de Estabilidad Presupuestaria que limita la utilización de los remanentes.

Reivindicaron que los ayuntamientos cuenten "con una fuerte financiación municipal", así como que dispongan "de flexibilidad para invertir los recursos económicos municipales", ambas cosas, a su juicio, "imprescindibles" para afrontar los desafíos de los próximos años.

"Las rigideces y limitaciones de la financiación municipal y de las normas de uso de los recursos económicos municipales impiden en esta situación actual que los ayuntamientos respondan a las necesidades de los ciudadanos, obligando a destinar el superávit municipal a los bancos e impidiendo el endeudamiento", dijeron.

En este sentido, sostuvieron que "la correcta utilización de los remanentes municipales requiere la derogación de la Ley de Estabilidad Presupuestaria". Tras recordar que EH Bildu en el acuerdo firmado el 20 de mayo con el Gobierno español "acordó derogar los límites que impone la citada ley al uso del remanente municipal, porque esta medida será la única garantía de que los ayuntamientos puedan invertir sus propios recursos económicos al servicio de la ciudadanía", aseguraron que la coalición soberanista "seguirá trabajando en la ejecución de ese acuerdo".

Para EH Bildu, el acuerdo entre el Ejecutivo español y el FEMP sobre el superávit busca únicamente "garantizar la financiación del propio Gobierno español" y, además, "no respeta las especificidades forales".