GIPUZKOA | COSTA

Joyas de arena a lo largo de un extenso litoral

Kantauri itsasoak bustitzen dituen kostako 68 kilometroetan, mota guztietako ur-kiroletarako egokiak diren hareatza ugari daude Gipuzkoan. Halaber, UNESCOren Munduko Geoparke bat du, itsaslabar eta badia ikusgarriekin, Frantziako lurraldeekin mugan. Horrek guztiak turista ugari erakartzen ditu urtero lurralde honetako herri desberdinetara

03.07.2020 | 15:06
Joyas de arena a lo largo de un extenso litoral

El Flysch de Zumaia

Zumaia- La zona costera del Geoparke de la Costa Vasca, entre las localidades de Deba y Zumaia, exhibe uno de los flysch más relevantes y en el que mejor se aprecia su estructura, además de todas las secciones del Paleoceno, con una excelente conservación del registro fósil.

Incluido en la red de Geoparques Mundiales de la Unesco, se extiende a lo largo de 13 km de espectaculares acantilados en los que deslumbra la formación geológica llamada flysch. Son formaciones compuestas por capas alternando materias duras y blandas que se han ido sedimentando y acumulando sobre el fondo del mar, las cuales posteriormente, hace unos 20 millones de años, fueron levantadas por las fuerzas del interior de la tierra hasta dejar esas impresionantes paredes verticales. Este hecho ha dado paso a facilitar el estudio de las formaciones, por la accesibilidad para los geólogos, pero también por su tamaño.

El de Zumaia es mundialmente conocido por haber sido escenario de la archiconocida serie Juego de Tronos. - Itziar Acereda

Cabalgar sobre las olas en Zarautz

Zarautz - Gipuzkoa exhibe playas emblemáticas como la de Zarautz, que ostenta el honor de ser la más larga de Euskadi y es clave en el turismo de deportes acuáticos. De hecho, acoge diversas competiciones internacionales de surf.

La playa de Zarautz acoge tanto a familias y bañistas en la parte occidental como a los surfistas en el centro, y en el extremo oriental aparece sembrada de dunas que sirven de hábitat a numerosas especies de flora y fauna.

Junto a este arenal destacan también los de Zumaia, Orio, Getaria, Hondarribia, Deba... Cada una de las playas guipuzcoanas despunta por tener identidad propia. Las hay que lucen acantilados singulares, aguas cristalinas y picos de pizarra que surgen del mar o bien bordeadas por paseos, calas de piedra e incluso con dunas y marismas. Hasta una veintena de arenales esperan a los amantes del sol y el mar. - I. A.

Bahía de Txingudi, una estampa sin par

Hondarribia- La salida del río Bidasoa al mar se produce en Hondarribia en una preciosa bahía que forma frontera con Francia. A ella asoman, además, las localidades de Irun y Hendaia.

Este singular y valioso humedal es un espacio natural de reconocido valor ecológico y su privilegiada situación en el paso migratorio de numerosas aves lo convierte en una importante zona de refugio.

Existe una ruta de senderismo denominada el Camino de la bahía, que parte desde el castillo de Abbadie (Hendaia) hasta el Faro de Higer (Hondarribia), donde disfrutar de diferentes paisajes. Playas, pequeñas dunas, puertos, marismas, montes, un faro y la isla de los faisanes.

El monte San Marcial, Guadalupe, la cima del monte Larrun o el parque ecológico Plaiaundi brindan una buena panorámica de la bahía, bien desde lo alto o en el último caso, al nivel del mar. - I. A.



Ratón de Getaria, icono costero

Getaria- Una de las postales más típicas e icónicas de la costa guipuzcoana es la del monte San Antón, que por su particular silueta se conoce como el ratón de Getaria. Históricamente, tan peculiar formación rocosa sirvió de atalaya para otear el mar en busca de ballenas o de barcos.

Originalmente era una isla pero la mano del hombre creó un brazo artificial en el siglo XV a modo de puerto seguro para proteger a las embarcaciones.

Desde la cima hay preciosas vistas del monte de Getaria, su puerto y alrededores costeros. - I. A.