kirolak

Imanol contará con toda su plantilla a su disposición en la vuelta

zubieta la recuperación de illarra será la gran novedad

01.05.2020 | 01:32

donostia – La Real todavía no conoce la fecha concreta para regresar a los entrenamientos en Zubieta. Pero la gran noticia para Imanol Alguacil es que por primera vez en ocho meses va a poder tener a su disposición con la totalidad de su plantilla. Cuando se suspendió la competición Odegaard arrastraba unos problemas en la rodilla que le impidieron jugar en Eibar de las que se ha recuperado totalmente y Diego Llorente estaba intentando ponerse a punto tras su lesión y posterior recaída. Pero la gran noticia, como confirmó él mismo el miércoles en una videoconferencia, será la incorporación a la dinámica del grupo de Asier Illarramendi.

El capitán se rompió el 30 de agosto en el derbi de San Mamés, lo que ha provocado que esta campaña solo haya podido disputar tres partidos. Una pena porque Imanol tenía muy claro que su equipo debía construirse a su alrededor, para lo incluso trató de adaptar a Zubeldia en el eje de la retaguardia. No se puede decir que no haya sabido encontrarle sustituto al mutrikuarra y por consiguiente la fórmula para que el equipo funcionara. Como referencia no está mal, porque en este tramo final del campeonato, cuando se reanude, va a estar marcado por las lesiones tal y como auguran muchos entrenadores. Los jugadores se van a ver obligados a afrontar muchos encuentros en muy pocos días y el hecho de haber parado multiplicará el riesgo de los problemas físicos. El primero en poner el grito en el cielo ha sido Julen Lopetegui, técnico del Sevilla en una entrevista concedida a Marca: "Tenemos ganas de volver a jugar, pero la preocupación por cómo y de qué manera vamos a volver está ahí. Hay que confiar en la buena praxis de los estamentos deportivos y del Ministerio de Sanidad, el principal responsable, que es quien debe garantizar la salud de todos los actores. Y luego, aparte de eso, está el tiempo de preparación, y ahí necesitaremos un mínimo de cinco semanas para poder jugar un partido cada tres días en un escenario emocional difícil de entender y que nadie ha vivido nunca, no solo por jugar a puerta cerrada, así que necesitaremos las mejores condiciones".

El de Asteasu rescató un antecedente muy revelador: "Hay un precedente, en la NFL norteamericana (fútbol americano), en 2011, con una parada de unos tres meses por un problema laboral y eso desembocó en que a la vuelta tuvieron doce roturas de tendón de Aquiles en el primer mes de competición cuando venían promediando cinco en toda la temporada. Espero que cuando llegue el momento y tengamos la luz verde de Sanidad, tengamos ese tiempo para preparar ese escenario".

La nueva pretemporada va a ser vital para evitar riesgos: "Esto no será como una vuelta de las vacaciones, y el estado de forma y la mente del jugador va a estar al 20% de una vuelta normal. Y cuando se den las circunstancias, ese tiempo de readaptación será necesario para preservar la otra parte de la salud, no solo la del virus, sino la del físico de los jugadores. Va a ser un escenario tremendo, habrá situaciones heterogéneas emocionalmente complejas. La gente piensa que todos los futbolistas tienen chalets y grandes parcelas, pero esos son los menos. Ha habido contagios en muchos equipos; esto no es ajeno a ninguna profesión, ni a la de jugador".

Lopetegui advierte del peligro de las lesiones : "Hay un precedente en la NFL, en la que hubo muchas roturas de tendones cuando regresaron"