Más que palabras

No pinta bien

20.07.2020 | 01:09

¿Vamos cuesta abajo y sin frenos a la casilla de salida? Espero sinceramente que no, pero los datos, las actitudes y las declaraciones me hacen temer lo peor. Hay un sospechoso parecido entre lo visto y dicho estos días con lo que ocurrió a finales de febrero y principios de marzo, esa época que para siempre quedará en tinieblas, porque a ver quién es el guapo que osa señalar la sucesión de pésimas decisiones que se tomaron entonces, vaya usted a saber si por inconsciencia o porque algún mengano con implante capilar decidió que unos muertos arriba o abajo no se notarían.

Pero esas aguas pasadas no mueven, de momento, el molino actual. O sea, el remolino de la multiplicación de contagios de día en día. "No es una segunda oleada", nos dicen los mismos que al final del invierno nos juraban que todavía estábamos en fase de contención. El clavo ardiendo al que quiero aferrarme es que este torrente desbocado de positivos por ahora no va acompañado de hospitalizaciones en masa ni de ingresos en UCI. Más por fe que por capacidad de raciocinio, quiero creer que en esta ocasión la gravedad será menor, entre otras cosas, porque, por lo menos, tenemos suministro de mascarillas e hidrogeles. Peor andamos, sin embargo, de memoria, de solidaridad y de sentido común. Y cómo lo gozan los cuantopeormejoristas.