Los zarauztarras, a punto de poder disfrutar del puerto

Después de seis meses de obras, el Ayuntamiento prevé que el muelle se abra para mediados de agosto

10.07.2020 | 00:49
Las obras de reparación del puerto, a punto de concluir. Foto: N.G.

zarautz – Los zarauztarras han echado de menos los baños del puerto y más empezada la temporada estival. Pero la espera ha llegado a su fin. El Ayuntamiento ya tiene fecha para poder abrir de nuevo el tesoro de Zarautz; se podrá volver a disfrutar a partir de mediados de agosto. "En menos de seis meses, vamos a poder hacer uso nuevamente de nuestro puerto. Estamos a falta de los remates finales, concretamente, falta poco más que colocar las nuevas barandillas y escaleras y volver a instalar las cadenas y cuerdas para amarre de las embarcaciones", aseguró el alcalde de Zarautz, Xabier Txurruka.

Durante las obras, el Ayuntamiento ha querido aprovechar la oportunidad para realizar otros trabajos pendientes de renovación en el muelle. Así, se ha encargado a la empresa Harri Construcciones y Mamposteríala sustitución del viejo trampolín, que estaba muy dañado por el embate de las olas. También se están realizando trabajos complementarios de albañilería y cantería. "Concluiremos esta última fase con el pintado integral de barandillas y pretiles", ratificó el alcalde.

Además, añadió que están "muy contentos y satisfechos" con el trabajo realizado por la empresa Harri Construcciones y Mampostería con la dirección de obra a cargo de la consultora de ingeniería y arquitectura Esteyco. Y es que, el buen resultado "salta a la vista".

El Ayuntamiento ha tenido que adelantar el coste de la reparación (167.330,90 euros), con la intención de que el consorcio de seguros les devuelva toda la cantidad.

el boquete El temporal de primeros de febrero terminó abriendo el boquete en el muro de abrigo del muelle que ya se encontraba muy deteriorado. El embate del oleaje hizo crecer el boquete. Por ello, el Consistorio se puso enseguida manos a la obra, para poder recuperarlo lo antes posible.

Esta no ha sido la primera vez que sucede algo parecido. Desde su construcción en 1865, han sido muchas las actuaciones que se han realizado en el puerto debido al embate de las olas. La última fue en febrero de 2014. Conscientes del historial, la intención del equipo de Gobierno es proteger de cara al futuro el puerto con una escollera o una protección exterior.