Excelente aceptación del servicio de entrega

15.04.2020 | 23:38
El ordiziarra Aitor Urkiola recoge los miércoles su pedido en el frontón.

el pasado miércoles el ayuntamiento de ordizia activó el reparto de las compras realizadas a las y los baserritarras

Sin faltar a la cita, la feria de los miércoles de Ordizia se organizó una vez más con todas las medidas de seguridad. El alcalde Adur Ezenarro ya dejó claro en más de una ocasión que apostarían por el mercado, y así se está haciendo semana tras semana.

Si bien la ciudadanía acude con cierta normalidad, es verdad que entre las y los baserritarras ha habido cambios. Según el protocolo aquellas personas mayores de 65 años no pueden acudir a vender sus productos en el frontón por precaución. Por ello, se puso en marcha la iniciativa para que las y los interesados pudiesen realizar sus pedidos por teléfono o por mensaje. De esta manera, son las y los productores quienes toman nota de la lista de la compra, preparan los pedidos, y después los dejan a cargo del Ayuntamiento. Es el Consistorio quien ha preparado una pequeña zona en la parte frontal del frontón y ahí se reparten las compras realizadas, cumpliendo con las medidas. La primera semana tuvo mucho éxito, ya que se realizaron más de 40 compras y ayer fueron más de 50.

sin colas Es el caso del ordiziarra Aitor Urkiola. "Vi que se empezaba a ofrecer este servicio. Llamé a la productora a la que todas las semanas le compro queso. Hago los pedidos y lo pago mediante Bizum", destaca. Lo único que le faltaba era ir al frontón a recoger lo pedido, y así lo hizo. Cuando se hace la compra se puede decidir la manera de pagar que ambos prefieran, y así dejarlo todo atado.

"Hago una muy buena valoración, ya que recibí todo lo que había pedido, casi sin contacto y sin tener que hacer cola", recalca. Es una de las vías que se han creado para que aquellas personas que son fieles a sus productores y productoras cuenten con la oportunidad de seguir consumiendo sus alimentos, así como para que las y los baserritarras que tengan más de 65 años o que por decisión propia no quieran ir al mercado en estas circunstancias puedan continuar vendiendo.

Además, según adelanta Ezenarro el objetivo es continuar en esta línea, y seguir impulsando que se consuma en Ordizia. "Queremos que las compras se hagan en la localidad, y estamos analizando las distintas vías de venta que se puedan poner en marcha, para que no importe mediante qué plataforma se compre, pero sí que sea a nuestras y nuestros vendedores locales", afirma.