Donostia | El ambulatorio de Aiete abre sus puertas tras dos años de obras

Los 12.500 vecinos del barrio cuentan con el centro de salud demandado durante años

12.01.2021 | 16:38
Nuevo ambulatorio de Aiete en su primera jornada de funcionamiento.

Siete consultas de medicina de familia, además de pediatría, atención específica a la mujer y salud mental son algunos de los servicios que ofrece el nuevo centro de salud

Los vecinos del barrio de Aiete han podido estrenar este martes el nuevo ambulatorio del barrio, una instalación que venía siendo demandada desde hace años y que, tras distintos contratiempos, se pudo poner en marcha finalmente, tras dos años de obras.

El centro de salud da servicio unos 12.500 vecinos y hace el número 10 de los existentes en la capital guipuzcoana. Más adelante, nacerá el nuevo de la Parte Vieja en el edificio Pescadería de la Bretxa, en sustitución del que funciona ahora en la calle Embeltrán.

El ambulatorio de Aiete, sin embargo, es de nueva creación y permite que los residentes en el barrio, que hasta el momento estaban divididos entre los centros de salud de Amara Berri y Ondarreta, se concentren en una única instalación. En su primera jornada de trabajo, los pacientes acudieron al centro sanitario con toda normalidad ya que habían sido avisados por carta de su apertura así como de las distintas citas que les correspondían.

El espacio tiene siete consultas de medicina de familia, dos de pediatría y ocho de enfermería, además de salas de cura y un zona de atención específica para la mujer. También cuenta con unidades de salud mental y de atención precoz a niños con problemas psiquiátricos o discapacidades.

El alcalde, Eneko Goia, ha mostrado su satisfacción por la apertura del nuevo centro de salud, que debía haber abierto sus puertas el verano pasado aunque la situación de pandemia se sumó a los distintos problemas con los que se ha encontrado la puesta en marcha de una infraestructura muy demandada por la población. "Es una excelente noticia", dijo Goia, que agradeció a la asociación de vecinos Lantxabe haber "ayudado" en su momento al Ayuntamiento a elegir la parcela, "un trabajo que no fue sencillo". "La espera ha merecido la pena", declaró.

Los primeros movimientos en firme para lograr la puesta en marcha de este centro de salud comenzaron en 2006 y tomaron un nuevo rumbo en 2011 cuando empezaron a buscarse emplazamientos para el centro de salud, una vez que Osakidetza dio su visto bueno a la construcción de un espacio sanitario para el barrio de Aiete, que reunía todas las condiciones para contar con uno. Finalmente, se analizaron dos parcelas e, incluso, se produjo una asamblea de barrio, con la participación de 73 personas, que votaron mayoritariamente favor del terreno situado entre los paseos de Aiete y Pío Baroja, donde finalmente ha sido levantado.

El Plan Especial para construir el ambulatorio de Aiete fue aprobado en mayo de 2016, aunque fue posteriormente modificado ya que Osakidetza vio necesario llevar a cabo modificaciones a los planes iniciales para mejorar los servicios de la infraestructura. De hecho, el edificio sanitario, de 3.200 metros cuadrados de techo, ha costado cerca de 4,5 millones de euros, cuando la primera estimación se situaba en 2,2 millones.

La nueva edificación se encuentra cerca de uno de los nuevos ascensores del barrio, que conecta con el de Morlans, lo que favorece su comunicación peatonal con distintas áreas. Cuenta con una planta subterránea de parking para los trabajadores.