El comprador online olvida su cautela habitual durante el Black Friday y se vuelve impulsivo con los descuentos

Para frenar esa impulsividad el consejo es planificar las compras, examinar las políticas de devolución y tener en cuenta gastos adicionales como el IVA o el quién paga el envío

24.11.2021 | 21:33
Las compras por internet se incrementan significativamente durante el Black Friday con respecto al resto del año.

Son muchos los compradores online que llevan toda la última semana de noviembre navegando largas horas por internet comparando descuentos para poder realizar un gasto prenavideño lo menos oneroso posible. El Black Friday está ya unas horas y el ansia por adquirir un producto concreto está a punto de desatarse. Investigan ofertas para ir a tiro hecho este 26 de noviembre. También buscan la posibilidad de alargar la caza de chollos hasta el lunes 29 con el Cyber Monday.

Según el comparador de finanzas Acierto.com, en España el 56% de los compradores realizará sus compras el mismo viernes de autos, mientras que en otros países los internautas prefieren esperar al lunes siguiente, el Cyber Monday. Solo el 17,3% de los españoles se sentara frente a una pantalla con intenciones consumistas el lunes.

En su estudio, esta plataforma web ha encontrado un hecho curioso. Por regla general el consumidor online se caracteriza en general por ser más reflexivo, por tener un comportamiento más meditado. Se toma su tiempo para buscar y comparar. Pues bien, llegada esta fecha del año, 3 de cada 5 usuarios acabarán comprando de forma impulsiva, abandonando su habitual cautela y dejándose llevar por los cantos de sirena que son los descuentos y las ofertas. Es más, solo el 20% de todos ellos se cuestionará si las ofertas son auténticas o no.

Descuentos atractivos pueden hacer olvidar cautelas a la hora de comprar. Foto Pixabay

Contar hasta tres antes de comprar

Por este motivo recuerdan algunos consejos para frenar esta impulsividad temporal.

Planificar las compras. Básico para no comprar de más. Por ello es importante examinar detalladamente qué necesitamos y ajustar un presupuesto realista adaptado a la necesidad familiar.

Analizar la política de devoluciones. Conviene conocer cuales son los plazos y los pasos necesarios para realizar una devolución en caso necesario, bien porque no era lo que creíamos o porque no era realmente necesario.

Tener en cuenta los gastos adicionales. Puede que tenga un descuento que nos emocione, pero este ahorro puede convertirse en gasto si el envío o el IVA, por ejemplo, no están incluidos.

Financiar las compras

Ya metidos en gastos, ¿cómo pagar el Black Friday? Tal y como está la economía de cercanía, que sea a fin de mes puede causar más de un apuro cuando la extra no la han ingresado todavía. Por ello, además de planificar las compras también se puede planificar el pago, se puede financiar

Desde Acierto.com sugieren tres posibilidades: la tarjeta de crédito, solicitar un adelanto de la nómina o recurrir a un préstamo rápido.

La más común y generalizada es la primera opción, la tarjeta de crédito. Con este sistema además de retrasar el pago hasta el final del mes, se puede marcar un límite de gasto y cuentan con alertas de fraude y seguros específicos.

El adelanto de la nómina también es una posibilidad, aunque tiene algo de pan para hoy hambre para mañana. Se puede pedir tanto a la empresa o al banco donde nos ingresen el dinero. En el caso de los bancos pueden exigir algún requisito extra para concederlo.

Finalmente, los prestamos rápidos, llamados así por concederse en un plazo que va entre los 15 minutos y las 48 horas. Los importes solicitados suelen tener una horquilla entre los 300 y los 500 euros. Pero ojo con los intereses.

noticias de noticiasdegipuzkoa