Escrivá reclama un acuerdo de pensiones en el Pacto de Toledo

El ministro quiere evitar la prejubilación anticipada como sustitutivo de la protección por desempleo

19.06.2020 | 00:29

Madrid – El ministro de Inclusión, Seguridad Social y Migraciones, José Luis Escrivá, pidió ayer a los grupos parlamentarios que se pongan de acuerdo en el Pacto de Toledo y cierren las recomendaciones pendientes este año, entre las que deberían incluir desincentivar la jubilaciones anticipadas.

El ministro explicó en la Comisión de Trabajo y Seguridad Social del Senado las prioridades de su departamento para esta legislatura y recordó que el gasto en pensiones aumentará 2,5 puntos el gasto público en 2045 cuando haya 11 millones de pensionistas.

"Hay que llegar a un pacto por las pensiones este año", pidió a los senadores al tiempo que desglosó las medidas que podrían incluirse para reducir el déficit de la Seguridad Social, que alcanzó el 1,3% del PIB en 2019.

Entre estas medidas, Escrivá abogó por desincentivar las jubilaciones anticipadas y acercar la edad efectiva de jubilación a la edad legal incentivando la demora en la jubilación a través de la reordenación de los incentivos existentes y con una adecuada política de difusión de ellos ya que "nunca se han hecho campañas para darlos a conocer".

Explicó que también hay que ver fórmulas para hacer compatible trabajo y jubilación y lamentó el uso de la jubilación anticipada como mecanismo sustitutivo de la protección por desempleo.

planes de empresa En otro aspecto, Escrivá abogó por desarrollar la Previsión Social Complementaria, los planes de empresa como los que existen en la CAV, que están vinculados a los convenios colectivos sectoriales; el trabajador aporta el 1% y la empresa otro 1% al plan de pensiones. Para fomentarlos dijo que podría haber ventajas fiscales que beneficien a las rentas medias y bajas.

También apostó por que las recomendaciones sigan separando las fuentes de financiación de las pensiones y se costeen mediante los presupuestos generales de Estado las políticas activas de empleo, las prestaciones por cuidado de hijos y otros subsidios, las subvenciones implícitas a regímenes especiales y los gastos de funcionamiento del sistema.

Otra de las medidas debería contemplar los coeficientes reductores de la base de cotización ya que en el sistema actual los coeficientes reductores benefician a los cotizantes de mayor base.