Endika busca la sorpresa ante Urriza

remonte el de saldias tratará de vencer al seis veces campeón en la final del Torneo Kutxabank

26.09.2020 | 01:10
Urriza (izquierda) y Endika, de animada conversación en la elección de material. Foto: Maialen Andres

donostia – Javier Urriza y Endika Urrutia disputarán hoy, en el frontón Galarreta de Hernani, la final del Torneo Kutxabank, el gran título individual del remonte, en un festival que comenzará a las 16.30 horas.

Será la novena final de Urriza y la primera de Endika. Urriza, que el 9 de noviembre cumplirá 39 años, ha ganado seis txapelas –es el remontista más laureado en el torneo, solo superado por Koteto Ezkurra (once entorchados) y con dos coronas de ventaja sobre su más inmediato perseguidor, Matxin II (4)– y parte como favorito para calarse la séptima. El delantero pamplonés perdió el año pasado ante Barrenetxea, por un ajustado 27-30, así que quiere sacarse la espina.

Endika, de 30 años, afirmó en la selección de material que está con mucha hambre para ganar su primera txapela y que confía en sus bazas para vencer a Urriza.

Entre ambos han disputado muchos partidos en los últimos años y el delantero pamplonés siempre ha superado al zaguero de Saldias. En la liguilla del Manomanista de este año, Urriza superó con facilidad a Endika por 30-19.

Urriza es el favorito claro con todos estos antecedentes, pero no se fía. El año anterior ya era el principal candidato y hubo sorpresa. Además, como ha asegurado Urriza en las horas previas, Endika es un remontista muy completo. "Ha jugado de delantero y tiene recursos tremendos para jugar el Manomanista".

Ambos salieron satisfechos de la elección de pelotas, aunque admitieron que "es difícil acertar para hacer el juego deseado. En el Manomanista es muy importante el saque y la idea era buscar pelotas que pudieran entrar bien en la mano" señalaba Urriza. Las pelotas elegidas por el pamplonés son más vivas y de más bote. "Las suyas son más fuertes. Es zaguero y tiene otras cualidades, aunque también ha jugado de delantero ".

Endika valoró de forma positiva la elección. "No me gusta la elección, pero esta vez me he quedado a gusto. Son similares a las semifinales. No son vivas y se ajustan a mi juego. Las suyas son diferentes, ha buscado una pelota más viva ".

Para la primera final, el zaguero de Saldias está tranquilo de momento. "Sé lo que es jugar finales y eso ayuda a llevar mejor la presión".