Liga Asobal: Anaitasuna aprieta a un Bidasoa Irun que gana por la mínima

El conjunto irundarra saca adelante un partido muy complicado en Artaleku

12.09.2021 | 01:42
La afición bidasotarra pudo volver a Artaleku para presenciar un partido liguero.

El debut en la liga no pudo ser más apasionante. El Bidasoa sacó adelante un partido muy complicado en el que Anaitasuna vendió cara su derrota. Un resultado en sentido contrario tampoco hubiera podido calificarse de injusto. El paso al frente en la defensa local en el tramo final del encuentro pudo ser decisivo en la suerte final del mismo. Quizás al Bidasoa no le quedaba otra. Conocidas las ausencias de Jon Azkue y Julen Aginagalde, al equipo de Jacobo Cuétara se le complicaron más las cosas al perder a Kauldi Odriozola casi 35 minutos. El resto, incluidos los muy jóvenes, asumió la responsabilidad de llevar la nave a buen puerto. Pese al oleaje, consiguió el amarre.

Al primer tiempo le faltó música para convertirse en un correcalles. Los dos equipos salieron desenfrenados, olvidándose del juego-control, de los ataques posicionales, para convertir el partido en un intercambio de goles. Por eso, se sucedieron tantos empates. Eché en falta la calma de las temporadas precedentes. Bidasoa entró al trapo y, sin jugar mal, tampoco brillo. Se encontró demasiadas veces con el meta argentino Juan Manuel Bar, debutante bajo los palos navarros, que logró un porcentaje de acierto en el periodo inicial de un 30% frente al 31% de Xoan Ledo, titular en los de Artaleku.

Hasta en eso se contabilizó una enorme igualdad. Se rompió en los últimos segundos antes del descanso cuando Anaitasuna preparó un fly, aprovechando una superioridad, que Carlos Chocarro no desaprovechó y que suponía la ventaja mínima con la que se llegaba al intermedio. Un tanto muy similar de Juan del Arco minutos antes no debió subir al marcador, porque el lateral pisaba el suelo cuando lanzó. Las protestas de Cuétara le costaron una tarjeta amarilla de amonestación.

No cambiaron mucho las cosas tras el descanso. Ninguno de los equipos era capaz de atacar y defender por encima del nivel del oponente. Exiguas ventajas del cuadro amarillo en los parciales hasta que el conjunto de Quique Domínguez se puso por delante con dos tantos de ventaja (21-23). El técnico de los irundarras usó un minuto para tratar de resetear a los suyos. Tres goles consecutivos de Iñaki Cavero servían para ponerse por delante a falta de diez minutos para la conclusión. El entrenador visitante dio entrada al meta Cancio bajo los palos navarros. Se trataba de mantener el nivel de acierto hasta el pitido final y los dos equipos trataban de imponer su particular ley. Más ardor que calma y emoción por todo lo alto desde la primera jornada del campeonato.

En el fragor de la batalla, dentro de los dos últimos minutos (26-25), el pivote Antonio Bazán fue excluido dos minutos por lo que el Anai terminó el encuentro con un jugador menos. Pese a la incidencia, el Bidasoa marró un ataque en el que podía haber sentenciado. Bar detuvo el lanzamiento de Cavero y a falta de un minuto el entrenador visitante solicitó un tiempo muerto para preparar la estrategia que sirviera para empatar. La acción terminaba con un remate del capitán Chocarro desde el punto de penalti que detuvo, de modo brillante y decisivo, Xoan Ledo a falta de medio minuto para la conclusión.

La historia se repitió en la última jugada. El portero detuvo de nuevo un lanzamiento de Cavero y en los segundos que faltaban aún se la jugo Pereira desde lejos pero Ledo metió las manos y envío el balón por encima del travesaño. No quedaba tiempo para más. Victoria local desde las dificultades, conseguida a base de sudar y sufrir. El resultado final pudo ser otro, porque el partido navarro fue de los mejores que ha ofrecido en Artaleku en los últimos años y nada que ver con el que disputó en el reciente torneo de Egia. No será fácil ganarles esta temporada si mantienen la intensidad ofrecida en el parqué irundarra. El Bidasoa compra tiempo, suma dos puntos de valor y prepara una cita en Cangas.




La ficha

26 - BIDASOA IRUN Xoan Ledo; Kauldi Odriozola (1), Ander Ugarte (2), Mikel Zabala (1), Rodrigo Salinas (4), Adrián Fernández (3), Víctor Rodriguez (2) –equipo inicial- J.M. Sierra, Iñaki Cavero (8, 5 de p.), Tom Tesoriere (1), Matheus da Silva (1), Dariel García, Gorka Nieto (1), Eneko Furundarena (2), Julen Urruzola y Julen Mujika.

25 HELVETIA ANAITASUNA J.M. Bar; Álvaro Gastón (3, 1 de p.), Antonio Bazán (1), Ganuza (1), X. Etxeberria, Ibai Meoki (3), Nico Bonanno (1) –equipo inicial- Marcos Cancio (ps), Carlos Chocarro (4, 1 de p.), Héctor González, Aitor García (2), Juan del Arco (2), Ander Izquierdo (3), Arthur Pereira (5, 2 de p.) y Aitor Albizu.

Marcador 2-4, 4-5, 7-9, 9-9, 12-11, 14-15 (descanso), 17-16, 19-18, 21-20, 22-23, 25-24, 26-25

Árbitros Marín Lorente y García Serradilla. Exclusiones de Tom Tesoriere, Rodrigo Salinas Daries García (Bidasoa), Antonio Bazán (2) Edu Fernández y Bonanno (Anaitasuna). En el minuto 27', Kauldi Odriozola fue descalificado con tarjeta roja directa por golpear en la cara de Ibai Meoki.

Incidencias Polideportivo Artaleku. Atendiendo a las normativas covid- 19, unos centenares de aficionados pudieron presenciar el partido. La mitad de la masa social no dispuso de esa oportunidad.
noticias de noticiasdegipuzkoa