Detenido en Murcia por prender fuego a una indigente

La víctima resultó con quemaduras en el abdomen, piernas y manos e ingresó en el hospital

29.12.2021 | 11:11
Imagen del detenido, custodiado por la Guardia Civil

La Guardia Civil de la Región de Murcia ha llevado a cabo una investigación para identificar, localizar y detener al autor de las lesiones por quemaduras cometidas contra una mujer, mientras se encontraba dentro de un saco de dormir, en la portería de un edificio de Alguazas (Murcia), donde habitualmente pernocta, que ha culminado con la detención de un "experimentado y violento" delincuente como presunto autor de delito de lesiones.

La investigación se inició el pasado 6 de diciembre, cuando la Guardia Civil tuvo conocimiento de que un individuo había prendido fuego a una mujer en un edificio de Alguazas, donde los hechos generaron una grave alarma social, según informaron fuentes de la Benemérita en un comunicado.

Los guardias civiles averiguaron que todo se pudo haber iniciado a raíz de unas desavenencias entre el autor y la víctima, ambos supuestamente vinculados al consumo de sustancias estupefacientes.

La mujer, de la que se supo que pernoctaba habitualmente en la portería del citado edificio, se encontraba acostada en su saco de dormir cuando el ahora detenido, presuntamente, zanjó la discusión prendiéndole fuego con un mechero y huyendo del lugar. La mujer pudo zafarse, aunque tuvo que ser evacuada al hospital donde ingresó con quemaduras en el abdomen, piernas y manos.

Desde ese momento, la Benemérita recabó información e indicios para identificar al sospechoso, lo que resultó positivo al conocer que se trataba de un joven de 35 años, de origen marroquí y asentado en el municipio de Alguazas, con un abultado historial de delitos, algunos de los cuales mostraban al sujeto como un individuo violento.

Los dispositivos policiales desarrollados para su localización condujeron a los guardias civiles hasta el municipio de Ceutí donde, al parecer, se mantenía oculto desde el día de los hechos.

Después de dos semanas de investigación, la Guardia Civil lo ha localizado con un significativo cambio de aspecto físico. Al parecer y con la supuesta intención de evitar su identificación, se había dejado barba y se había rasurado parte del cabello.

noticias de noticiasdegipuzkoa