En Elizondo

Elizondo | Acude ebrio a recoger en un control el coche de un amigo, parado por conducir ebrio

17.01.2021 | 19:11
Control de alcoholemia de la Policía Foral.

Este fin de semana, patrullas de la Policía Foral de Navarra adscritas a las distintas comisarías territoriales han detenido a nueve personas y abierto diligencias a otras dos a las que se investiga por distintos delitos. Además, se han movilizado recursos para acudir a 30 requerimientos ciudadanos y para atender 22 accidentes.

Uno de los sucesos más curiosos ha ocurrido en Elizondo, cuando realizando un control perimetral a las 00.00 horas de esta pasada noche, patrullas de la Policía Foral han dado el alto a un vehículo francés cuyo ocupante ha arrojado una tasa de 0,80 mg/l en la prueba de alcohol, por lo que se le investiga como posible autor de un delito contra la seguridad vial. Además, ha sido denunciado por incumplir las medidas anti COVID.

Lo llamativo ha ocurrido después, cuando la persona que ha acudido para hacerse cargo del vehículo retenido ha arrojado también una tasa de 0'40 mg/l en la prueba de alcohol realizada por lo que, como venía conduciendo su propio coche, ha sido sancionado con una multa de 500 euros.

Malos tratos

Por malos tratos se ha detenido a cuatro personas en Ablitas, Burlada, Estella y Murchante. En este último caso, al presunto autor se le imputan además los delitos de lesiones y atentado a agente de la autoridad.

En Pamplona y Sartaguda se ha detenido a dos hombres. El primero, un joven de 23 años al que le constaba una requisitoria de detención y personación emitida en un juzgado pamplonés, se encontraba en la calle de madrugada cuando fue identificado por una patrulla de seguridad ciudadana. Al segundo se le imputa un delito contra la salud pública.

En Olite se controlaba a un turismo al que le constaba una requisitoria por sustracción. Su conductor, un vecino de Huéscar (Granada) de 36 años al que le constan 14 antecedentes policiales, ha sido detenido por un delito de hurto de uso de vehículo y por conducir sin haber obtenido nunca el permiso. Además, ha sido denunciado por movilidad ilegal al no justificar su desplazamiento en horario de toque de queda.

Por delitos relacionados contra la seguridad vial se ha detenido en Bera a un ciudadano extranjero de 41 años, sin domicilio conocido por circular con una tasa de alcohol en aire espirado de 0,77 mg/l. En Estella se hacía lo propio con un conductor que conducía bajo los efectos del alcohol, se negaba a realizar las pruebas legalmente establecidas para la detección de alcohol y otras drogas. Además se le imputan los delitos de desobediencia y resistencia y atentado.

En calidad de investigados, se ha abierto diligencias a dos varones como posibles autores de un delito de malos tratos ocurrido en Pamplona y de otro contra la seguridad del tráfico detectado en Peralta por circular influenciado por la ingesta de bebidas alcohólicas.