Coronavirus en Euskadi | Los pacientes podrán volver a ir acompañados al ambulatorio

Osakidetza confía en que para finales de año la atención presencial recupere niveles previos a la pandemia

29.09.2021 | 00:52
Una sanitaria atiende a un paciente en el ambulatorio de Gros.

donostia – La buena evolución de la pandemia en estas últimas semanas hace que Euskadi siga dando pasos hacia esa ansiada normalidad previa a la aparición del covid. En este sentido, la consejera de Salud del Gobierno Vasco, Gotzone Sagardui, anunció ayer las medidas que entran ya en vigor para que los ambulatorios recuperen, antes de que acabe este año, la actividad que tenían antes de la pandemia.

La principal novedad es que los pacientes podrán volver a acudir a los ambulatorios con un acompañante, situación que no ha estado permitida en el último año y medio y que supone un alivio para las personas que desean ir con un familiar o allegado a la consulta médica. "Esto no significa que todas las personas deban ir con una persona. Debemos actuar con sentido común, pero es importante saber que en caso de necesidad una persona puede ir acompañada. Acudir con un familiar o allegado puede ser beneficioso", aclaró Sagardui.

Otras decisiones tomadas por Osakidetza son que los centros se salud dejarán de estar sectorizados entre covid y no covid, aunque, "con el fin de preservar la seguridad de los pacientes y los profesionales", se atenderá a las personas con sintomatología respiratoria compatible con el covid "en tramos horarios concretos". El objetivo es que estas personas "sean atendidas de manera presencial y diferenciada del resto de pacientes". Además, se eliminarán barreras arquitectónicas introducidas durante la pandemia, como es el caso de mamparas o circuitos internos, para ganar espacio.

El objetivo que se marca Osakide-tza es recuperar, antes de que acabe este año, la atención presencial que había en los ambulatorios antes de que el covid pusiera patas arriba todo el sistema sanitario. "La atención presencial se está recuperando de forma progresiva, en este momento ronda el 50% en atención primaria y el objetivo es llegar a datos previos a la pandemia a final de año, es decir, el 65%", indicó Sagardui, que explicó que "en 2018 las consultas tradicionales de tú a tú suponían el 65% del total".

"La cita telefónica nos ha enseñado que algunas necesidades se pueden solucionar por teléfono, pero tenemos que volver a esos momentos en los que las personas que querían tener una consulta presencial lo puedan volver a tener como antes", añadió la consejera de Salud. De esta forma, se mantendrá también la posibilidad de pedir cita tanto por teléfono como de manera presencial, aunque Sagardui animó a no presentarse en el centro de salud si no es necesario para tratar de que el aforo sea siempre el mínimo posible, de manera que se preserve la salud tanto de los profesionales como de los pacientes.

Además, Osakidetza está trabajando en habilitar un nuevo sistema de cita previa online para derivar al paciente a una consulta presencial "de una forma más eficiente".

"Cerca de estar bien" En cuanto a la situación sanitaria general, Gotzone Sagardui destacó que la tendencia de la pandemia es "favorable" y que Euskadi está "cerca de estar bien", si bien pidió "cautela" hasta ver si el aumento en los últimos días de algunos indicadores es "coyuntural".

"Es un proceso progresivo. No hay que olvidar que a finales de julio pensábamos que era el momento para flexibilizar y nuevamente nos vimos necesitados de mayores medidas preventivas", expuso Sagardui: "Ahora estamos en una situación muy favorable, pero también tenemos indicadores que nos hacen ser prudentes. Estamos en la fase de la consolidación, démosle tiempo. Llegará el momento de dar un paso más. La voluntad es que vayamos alcanzando esa convivencia casi normalizada con el covid-19".

"En caso de necesidad una persona puede ir acompañada; era importante volver a esto"

gotzone sagardui

Consejera de Salud

anteriorsiguiente
noticias de noticiasdegipuzkoa