Residencias | La Diputación homenajea a la víctimas del coronavirus en Gipuzkoa

Una placa en Zarautz junto al centro donde se produjo la primera muerte rememora a estas personas cuyo recuerdo "debe llevarnos a mantener el compromiso colectivo e individual frente a la pandemia"

26.02.2021 | 13:43
La Diputación homenajea a los 322 fallecidos en las residencias de Gipuzkoa

El 26 de marzo de 2020 falleció la primera persona por coronavirus en una residencia de Gipuzkoa. Desde entonces, la pandemia del covid se ha cobrado la vida de 322 residentes guipuzcoanos, personas que "a lo largo de sus vidas han dado mucho a Gipuzkoa", ha afirmado el diputado general Markel Olano, quien ha considerado que "su recuerdo debe llevarnos a mantener el compromiso colectivo e individual frente a la pandemia".

El diptuado general ha realizado estas declaraciones en el homenaje que la institucíon ha brindado en Zarautz a todas estas víctimas del covid-19 en un acto "sencillo, pero lleno de significado" y donde Olano ha querido mostrar su "cercanía y solidaridad" con los familiares. 

Olano ha realizado estas declaraciones en el parque Arrosategi, a escasos metros de la residencia de Zarautz, junto con Maite Peña, diputada foral de Políticas Sociales; Xabier Txurruka, alcalde de Zarautz, y Garbiñe Amotxategi, directora de la residencia Santa Ana.

Asimismo, también han estado presentes Jesus Arana, concejal de Política Social del ayuntamiento zarauztarra y Arantxa Zabalegi, presidenta de la Fundación Santa Ana. Este centro registró, precisamente, la primera muerte por COVID-19 de una persona residente en Gipuzkoa, el 26 de marzco de 2020.

Tras realizar una ofrenda floral en la placa instalada en memoria de las y los fallecidos, el diputado general ha compartido su "esperanza" porque, tras el "durísimo" último año vivido, las personas mayores de las residencias "ya se encuentran protegidas" gracias a la vacuna. Algo que, según ha valorado, supone "un paso verdaderamente relevante" en la lucha contra el virus.

En las residencias de Gipuzkoa se detectó el primer caso positivo en COVID-19 el 19 de marzo del 2020, en la residencia Iurreamendi de Tolosa.