Versiones contradictorias sobre el estado de salud de Trump

La Casa Blanca asegura que es “muy preocupante”, mientras los médicos dicen que “está muy bien”

04.10.2020 | 01:01
El equipo médico del presidente ofrece una rueda de prensa sobre la situación de Donald Trump. Foto: Rod Lamkey

madrid – La expectación por el estado del presidente de Estados Unidos están provocando muchas dudas e interrogantes. Sobre todo después de que su equipo notificase que el mandatario evolucionaba "muy bien" del contagio por coronavirus y de que no necesitaba respiración asistida, frente a las fuentes de la Casa Blanca que ayer aseguraron que su situación es "muy preocupante".

"Los signos vitales de las últimas 24 horas han sido muy preocupantes y las próximas 48 horas serán críticas para su estado. Aún no estamos en el camino para una recuperación plena", explicó la fuente al grupo de prensa de la Casa Blanca. Estas declaraciones contradicen radicalmente al informe del equipo médico que trata a Trump, que había comparecido apenas unos minutos antes para asegurar que el mandatario evoluciona favorablemente. El único responsable de la Casa Blanca durante la rueda de prensa del equipo médico en el Hospital Militar Nacional Walter Reed era el jefe de gabinete, Mark Meadows.

primera impresión positiva En concreto, el médico Sean Conley dio el primer parte médico oficial el viernes, cuando Trump ingresó en el Hospital Walter Reed de Bethesda. "El presidente está muy bien esta mañana, estamos extremadamente contentos con su progreso" según el médico del presidente. El también asesor médico del mandatario, Shaun Dooley, aseguró que Trump está recibiendo cuidado médico multidisciplinar, "todas las funciones de sus órganos son correctas y no tiene problemas en respirar. Está excepcionalmente animado", añadió.

Así, Trump "lleva 24 horas sin fiebre y satura a un 96 por ciento", diagnóstico que invita a un "cauto optimismo", según Conley, quien eludió dar una fecha concreta para su retorno. De vuelta a los síntomas, Conley precisó durante la jornada de ayer que Trump "tuvo tos y fiebre, pero nunca ha tenido dificultades para respirar", apuntó insistentemente el médico, frente a las informaciones publicadas ayer en medios estadounidenses que apuntaban a lo contrario. En la rueda de prensa se dieron contradictorios con lo que se sabía hasta ahora, ya que Conley confirmó en cierto momento que habían pasado 72 horas desde el diagnóstico, lo que sitúa el positivo de Trump en el miércoles y no en el viernes, antes de su desplazamiento a Minesota el pasado jueves para participar en un acto de campaña de recaudación y en un mitin al aire libre. Otro miembro del equipo médico, Brian Garibaldi, explicó que el presidente se sometió "hace unas 48 horas" a una terapia experimental de anticuerpos, lo que sitúa su inicio a mediodía del jueves, también antes de un acto en Nueva Jersey. Se refería así al tratamiento de anticuerpos de Regeneron.

Por otro lado, este sábado también se dio a conocer que Donald Trump Jr., uno de los hijos del magnate, dio negativo en la prueba de coronavirus. "Me doy unos días más por precaución, volveré a hacerme la prueba y si vuelve a dar negativo regresaré al trabajo", hizo saber en su cuenta de Twitter. No corrió la misma suerte el senador republicano Ron Johnson, que sí dio positivo por la enfermedad, y que por lo tanto se suma a otros dos senadores del partido, los representantes por Utah y Carolina del Norte Mike Lee y Thom Tillis.

El candidato demócrata, Joe Biden, envió ayer un mensaje a través de las redes sociales en el que ha vuelto a insistir en el uso de la mascarilla. "La mascarilla te protege. Pero también protege a los que están a tu alrededor: a tu madre, a tu padre, a tus hijos, a tus vecinos y a tus colegas. Sé un patriota, y cumple con tu parte", manifestó. Líderes internacionales como el primer ministro, Boris Johnson, el presidente chino, Xin Jinping o el presidente palestino, Mahmud Abás, expresaron su deseo por la pronta recuperación del presidente y su esposa.

"Mis mejores deseos al presidente Trump y a su mujer para una rápida y plena recuperación"

pedro sánchez

Presidente del Gobierno de España

"Envío mi deseo de pronta recuperación al presidente y a la primera dama"

Recep TAYYIP ERDOGAN

Presidente de Turquía

"Estoy convencido de que su opitimismo lo ayudará a hacer frente a este peligroso virus"

vladimir putin

Presidente de Rusia

"Confío en que el presidente Trump y su esposa se restablezcan rápidamente"

angela merkel

Canciller de Alemania