Modelismo: un mundo entero en miniatura

Esta actividad artesanal, que tiene como objetivo recrear escenas reales en figuras, celebra cada año su gran cita en la feria del monte San Savino. "A mí lo que más me gusta es pintar las figuras y alguna vez Pino me ha modelado alguna de cosecha propia", afirma Iñaki Egurza

04.10.2021 | 08:59
Modelismo: un mundo entero en miniatura

A las puertas de la pandemia, durante los días 6, 7 y 8 de marzo de 2020, el pabellón Europa de Leganés acogió el 'X Concurso de Modelismo Estático Ciudad de Leganés'. Participaron alrededor de 1.500 piezas, hubo talleres de modelismo, charlas, presentaciones y se dieron a conocer las últimas novedades internacionales de modelismo. Organizado por la asociación 'Model 34 de Madrid', su secretario, Carlos Higuero, presentaba el certamen ante los medios locales y daba la bienvenida a los miles de asistentes. "Vais a poder encontrar muchísimas obras tanto de ciencia ficción, fantasía, aviones, carros de combate, vehículos civiles€ Toda la miscelánea de las piezas y figuras, obras de arte en general, que se presentan todos los años. Aún falta mucha gente por inscribirse, pero vamos muy por encima de las cifras de otros años". El concurso se saldó con éxito y se batieron los récords de asistencia en un evento de este tipo en el Estado.

Pero empecemos por el principio. ¿Qué es el modelismo? ¿En qué consiste exactamente? ¿Cuántas modalidades existen? La RAE define el modelismo como el "arte de construir modelos, maquetas y figuras a escala". Esta disciplina artística se divide a su vez en dos grandes grupos: modelismo estático y dinámico, dependiendo del grado de movimiento que tengan las figuras. Los modelos que se dirigen a control remoto, normalmente aviones y vehículos terrestres, pertenecen al primer grupo. Los aficionados al modelismo estático, por su parte, reproducen en miniatura auténticas piezas de museo de las temáticas más diversas, aunque muchas veces escogen escenas militares y, de todas estas, los objetos y materiales armamentísticos relacionados con la II Guerra Mundial se llevan la palma.

En 2008 Girona fue sede de la 'World Expo', evento que los organizadores describieron como "la mayor manifestación dentro del mundo del hobby del modelismo. Dada su condición de concurso mundial destaca por su importante número de obras presentadas y por su gran número de participantes y visitantes". Finalmente, participaron más de 400 aficionados de Gran Bretaña, Estados Unidos y Japón, entre otros Estados, y el granadino Pinos Cabrera se proclamó campeón en la categoría reina de los vehículos militares.

LA GRAN CITA

En Euskadi brilla la Asociación Guipuzcoana de Modelismo Estático (AGME), surgida en 1982. Hasta que apareció el coronavirus, los encuentros de estos aficionados a la miniatura eran frecuentes. En el colegio Mundaiz de Donostia solían reunirse los amantes de este hobby, curiosos y también familias para descubrir un sinfín de figuras, personajes históricos, ferrocarriles y todo tipo de piezas modeladas al detalle. El modelismo no entiende de edades y cualquiera puede unirse a este universo.

Fuera de nuestras fronteras, la cita es obligada en Monte San Savino, un pequeño pueblo medieval de la Toscana italiana. Desde 2006 se celebra uno de los eventos más importantes de Europa por la "calidad y cantidad de sus modelos" y en el que destaca el concurso internacional de miniaturas históricas y fantásticas.

Los objetos más valiosos de 'Star Wars'

La película 'El ataque de los clones' ha recibido algunas de las críticas más feroces por parte de los estudiosos de la saga 'Star Wars'. Sus escenas son a menudo tachadas de "vergonzosas", "vacías de contenido" o "completamente prescindibles" y los diálogos, en el mejor de los casos, se describen como "ridículos". El servidor más fiel de la familia Skywalker, R2-D2, incurre en una paradoja que los fans aún le están dando vueltas: si usa sus propulsores de cohetes alrededor de la fábrica de droides en Geonosis, ¿por qué no lo hizo en la batalla final de 'El Retorno del Jedi'?

El entrañable robot interpretado por Kenny Baker es uno de los personajes más queridos de la célebre odisea galáctica. Un año después del fallecimiento del actor inglés en 2016, la casa de subastas 'The Profile in History' vendió en Los Ángeles el androide con el que se rodó la trilogía original por 2,76 millones de dólares. Se trata del objeto de coleccionista más caro de 'La Guerra de las Galaxias' hasta la fecha.

Con una de las parroquias cinéfilas más fieles del mundo, nadie había pagado tanto por uno de sus míticos objetos originales. Algunas de esas piezas se venden como auténticas obras de arte y gracias a sus entusiastas seguidores han alcanzado cifras mareantes en el mercado. El 'merchandising' relacionado con el universo de George Lucas es rico e inabarcable, casi tanto como la propia saga: espadas láser, figuritas, cromos, libros, posters, carteles, juguetes, cómics, naves espaciales, carteles€ En la página de 'Ebay' se recopilan miles de objetos de colección que se pueden ordenar de mayor a menor precio: desde los 45.000 euros del poncho de juguete de 1984 de la princesa Leia a un cromo por valor de 1 euro.

noticias de noticiasdegipuzkoa