Reanudan la pavimentación de la Herriko Plaza

El Ayuntamiento de Orio acaba de retomar las obras tras recibir nuevos materiales

05.10.2020 | 01:25
La plaza de Orio en obras. Foto: N.G.

orio – A fecha de hoy han comenzado a instalar el nuevo pavimento en las obras de la Herriko Plaza de Orio. Según la planificación inicial de la obra, el Ayuntamiento preveía la finalización de los trabajos para finales de junio del presente año. Sin embargo, la crisis del coronavirus ha ocasionado retrasos: por un lado, los trabajos han quedado parados en algunas ocasiones y, por otro, han surgido problemas con la pavimentación.

Cuando se comenzó a colocar el pavimento, el equipo de gobierno de Orio se dio cuenta de que no era el mismo material que el inicialmente encargado y que además era defectuoso y tenía microfisuras. Estas microfisuras eran muy notables una vez mojado el suelo. Tras analizar con carácter de urgencia el tema, acordaron desestimar el pavimento en base al informe técnico realizado.

Posteriormente, el Ayuntamiento estudió qué alternativa de suelo podría ser la más adecuada y eligió otro tipo de pavimento en julio. Las nuevas losas para el suelo llegaron hace dos semanas. Así, ya han reanudado los trabajos de saneamiento. Según han detallado desde el Consistorio, el nuevo pavimento es de granito.

La empresa adjudicataria UTE Aritzaga (Unión Temporal de Empresas, Altuna y Uria y Viuda de Sanz), prevé que los trabajos estén finalizados para diciembre.

Mientras tanto, el Ayuntamiento quiere recordar a la ciudadanía que este espacio sigue siendo una zona de obras, por lo que hasta que se finalicen totalmente, habrá que circular con precaución. Asimismo, se irán colocando cierres y vallas para permitir el paso de personas y velar por su seguridad.

El Ayuntamiento es consciente de que la prolongación de la obra ha ocasionado molestias, y pide disculpas a la ciudadanía.

dos obras En paralelo a esta ejecución, Orio también ha realizado la obra de la calle Aita Lertxundi. Se ha reformado y ampliado toda la acera de la zona. Aprovechando el levantamiento y renovación de la acera, se han remodelado todas las infraestructuras subterráneas, además de instalar bancos de asiento y jardineras ornamentales.

También se ha eliminado el alumbrado de tipo carretera y han optado por colocar un tipo de luz que permita crear una estructura urbana que prime más a los vecinos y comercios que a la carretera.