"Intento molestar lo menos posible a los vecinos"

28.03.2020 | 00:08
Erik Jaka, realizando estiramientos en su casa.

el pelotari Erik Jaka, consciente de la importancia de las medidas contra el covid-19, se entrena en su casa y en su garaje a la espera de volver a los frontones

la irrupción del coronavirus cercenó el Campeonato por Parejas y desterró a los pelotaris de los frontones. Erik Jaka está concienciado de la importancia de las medidas para frenar el COVID-19 y asume la necesidad del confinamiento mientras se mantiene en forma entrenándose en su casa y en su garaje, sin "hacer cábalas" sobre el futuro de la competición.

El delantero de Lizartza ha pasado de tener que desplazarse con asiduidad a no poder salir de su domicilio: "Se hace muy raro. Los pelotaris estamos acostumbrados a hacer muchos kilómetros, y ahora durante el campeonato igual incluso más. Si juegas en Iruñea, te gusta ir a allí a entrenar, luego tienes el día de la elección, vas al masajista€ estamos acostumbrados a andar mucho en el coche, y además a mí personalmente me gusta". El día a día de Jaka ha cambiado ahora: "Intento no levantarme muy tarde para aprovechar la mañana para entrenar. Tengo un plan de entrenamiento diario. Empiezo a entrenarme sobre las diez y media. Lo primero es hacer manos durante unos quince o veinte minutos todos los días, en el garaje, cuando la mayoría de la gente ya está despierta. Ya avisé de que haría un poco de ruido en el garaje. Intento molestar lo menos posible a los vecinos. No me han puesto ninguna pega y se lo agradezco. La convivencia es importante y hay que ser respetuoso con todo el mundo. Luego hago lo que me va mandando el preparador físico. Los entrenamientos duran alrededor de una hora u hora y algo. Después hago unos estiramientos, me ducho, y voy a comer. Después, casi todos los días hago una siesta, y luego paso la tarde como se pueda: jugando a las cartas, al ajedrez, leyendo noticias y artículos, viendo vídeos y partidos, de NBA sobre todo. Y luego a cenar, charlar un poco y a la cama".

A pesar de haber cambiado su preparación habitual, la intensidad de los entrenamientos no ha decaído: "Me estoy llevando palizas buenas, pero luego no sabes cómo vas a responder en el frontón. Confío plenamente en que cuando acabe todo esto esté en las mejores condiciones", aunque "no poder entrenarnos en el frontón nos va a hacer perder ese punto de juego que ya teníamos".

Jaka no se queja de su situación. El delantero de Lizartza asume con resignación la importancia de permanecer en casa y de otras medidas para combatir la propagación del coronavirus: "Es lo que hay. Es importante cumplir con los protocolos y con lo que pauta la gente que sabe sobre esta enfermedad. El que pueda estar en casa que esté en casa, y el que tenga que salir que lo haga haciendo las cosas como hay que hacer. Es importante que la gente sea consciente de la situación, que sepa que es grave y que se comporte como debe hacerlo".

El pelotari, que vive con sus padre, sobrelleva el confinamiento "bastante bien. No es algo que solo me esté pasando a mí, y hay que pensar que esto es por un bien colectivo. Si cada uno cumple lo que tiene que hacer, esto se pasará antes".

"Hacer cábalas sirve de poco" Jaka estaba protagonizando una excelente actuación en el Campeonato por Parejas junto a José Javier Zabaleta, y ambos habían llegado a la liguilla de semifinales como líderes destacados de la fase regular. Pese a resignarse al confinamiento, el de Lizartza sí siente algo de "rabia" por la interrupción del torneo. "Estábamos en plena competición, en el momento más bonito, donde te juegas todo. Quedan dos jornadas de semifinales. Perdimos el primer partido de semifinales, pero no estábamos teniendo malas sensaciones en los entrenamientos, ni mucho menos. Confiábamos en hacer dos buenos partidos y estar en la final. Pero esto no es culpa de nadie. Hay que esperar y tener paciencia. Supongo que quedando dos jornadas de semifinales y la final intentarán mantener el campeonato. Hacer cábalas ahora sirve de poco. Si empiezas a darle vueltas es peor. Yo intento centrarme en lo que tengo que hacer cada día, que es entrenar lo que puedo y lo mejor que puedo, y poco más".

El pelotari admite que echa de menos los frontones. "La pelota es lo que nos gusta hacer a todos y siempre apetece jugar. Pero hay que ser consciente de que en estos momentos no podemos salir, aunque en otros países otros deportistas sí pueden hacerlo, y nosotros somos pelotaris las 24 horas del día a todos los efectos. Nuestro trabajo es entrenar a pelota, entrenar el físico y cuidarnos. Pero aquí de momento no se puede salir y no nos queda otra que aceptarlo".

Test

¿Qué libro está leyendo o va a leer durante el confinamiento?

Leo sobre todo artículos de NBA. Soy muy fan de la NBA, de los que se levanta a las tres de la mañana a ver partidos. Si yo no tengo que jugar ningún partido, pongo el despertador y me suelo levantar, sobre todo en los play-off y en las finales.

¿Qué serie recomendaría?

Estoy viendo muy poco la televisión.

¿Qué película?

La última que vi fue Un lugar tranquilo.

¿Qué ejercicio recomienda hacer en casa?

Todo ejercicio que se haga en su justa medida es recomendable. Lo que es malo es estar quieto todo el día.

¿Cuál ha sido el último evento deportivo que ha visto estos días?

Ahora está todo parado y hay que tirar de partidos antiguos. Hace unos días vi la serie entre Warriors y Oklahoma de 2016.

"Es importante cumplir con los protocolos y que la gente se comporte como hay que hacerlo"

Erik Jaka

Pelotari