komunikazioa

'Mr. Corman': la decepción millennial en una comedia

Apple TV+ estrena la serie dirigida y protagonizada por Gordon-Levitt

15.08.2021 | 01:56
Debra Winger, madre de Josh (Joseph Gordon-Levitt), en un número musical al estilo 'La La Land'. Fotos: Apple TV+

los Ángeles – Un treintañero abandona su sueño de ser estrella del rock, rompe con su novia, vive con su mejor amigo y lucha contra la ansiedad mientras da clase en un colegio. Así es Mr. Corman, comedia de la plataforma Apple TV+ dirigida y protagonizada por Joseph Gordon-Levitt. Como explica el actor a Efe, lo suyo son "historias pequeñas sobre la gente y los problemas de personas imperfectas", en cuyos guiones no hay héroes ni villanos y "tampoco es necesario un gran cambio de vida". Gordon-Levitt, que debutó con 13 años y no ha parado de trabajar en Hollywood con títulos como Origen, siempre se ha inclinado por papeles de personas más corrientes que excepcionales. Su mejor ejemplo es el enamoradizo Tom de (500) días juntos. Por eso, en la primera serie que dirige, protagoniza y produce, se pregunta cómo sería su vida si, a pesar de haber trabajado mucho, la suerte no le hubiera acompañado.

Mr. Corman sigue la vida de su alter ego, Josh Corman, un treintañero que, como muchos millennials, no lleva la vida que un día imaginó, lidia con la desgana y tiene algunos ataques de ansiedad. "Para mí, las tramas que no cambian el mundo pero que tratan sobre seres humanos sencillos son las historias más interesantes", justifica Gordon-Levitt. Aunque no lo parezca por su premisa inicial, recuerda a Fleabag, el fenómeno de Phoebe Waller-Bridge que arrasó en los Emmy de 2019. Si Fleabag contaba la vida de una treintañera londinense, algo perdida en la vida y los negocios pero con mucha flema británica, Mr. Corman narra las idas y venidas de un treintañero en Los Ángeles, que soñaba con ser una estrella y está lleno de melancolía. Amazon apostó por la primera y Apple ahora por la segunda.

alucinaciones animadas Estilísticamente, Mr. Corman también tiene mucho del indie con el que Gordon-Levitt se hizo con un lugar privilegiado en Sundance. Cada episodio combina los diálogos de los actores con "alucinaciones" animadas sobre lo que pasa por la cabeza del protagonista. El primer capítulo introduce a Josh en agosto de 2019. Faltan 8 meses para que la pandemia cierre Los Ángeles y pasa sus días dando clases en el colegio, saliendo alguna noche, discutiendo con su madre y jugando a la consola con su mejor amigo, interpretado por el guatemalteco Arturo Castro. "Creo que, en su mayor parte, sabes que es una buena persona que hace todo lo posible, es un buen maestro, trabaja duro para sus alumnos...", analiza Gordon-Levitt. Pero se siente un fracasado porque no ha conseguido ganar dinero con la música y porque "el mundo le dice que lo es, aunque sea un gran músico".

De los 10 episodios, Gordon-Levitt dedica el cuarto a contar la historia del compañero de piso que trabaja como repartidor de Correos y que, a pesar de llevar un vida muy corriente, suele estar alegre. Sus expectativas no eran tan altas. La pandemia aparece en el octavo episodio, cuando los protagonistas discuten cómo lavarse las manos, pedir comida y pasar el tiempo encerrados.

noticias de noticiasdegipuzkoa