Artolazabal asegura que Emakunde no se ha relegado y mantendrá su autonomía

La nueva consejera de Igualdad pide una oportunidad a los grupos feministas y sostiene que su directora seguirá teniendo el rango de viceconsejera

11.09.2020 | 02:16
La consejera Artolazabal se reunió ayer con Izaskun Landaida y Zuriñe Elordi, de Emakunde. Foto: N.G.

DONOSTIA – La nueva consejera de Igualdad, Beatriz Artolazabal, pidió ayer una "oportunidad" a los colectivos feministas y las pioneras que encabezaron primero esta entidad, que han denunciado que Emakunde ha quedado relegado a un "segundo plano" en el organigrama del Gobierno Vasco, y aseguró que el Instituto Vasco de la Mujer seguirá siendo un organismo autónomo, y que su directora seguirá teniendo el rango de viceconsejera.

Artolazabal respondió de esta forma, en un comunicado, a las críticas de varios colectivos feministas y de las primeras responsables de Emakunde, Itziar Fernández Mendizabal y Txaro Arteaga, a la decisión de que, en esta nueva legislatura, Emakunde deje de depender del área de Lehendakaritza para pasar a integrarse en el Departamento de Igualdad, Justicia y Políticas Sociales, una medida que algunos sectores han interpretado como un intento de "relegar" a este organismo a un "segundo plano".

La consejera, que se dirigió directamente a los colectivos feministas para solicitarles "el beneficio de la duda y una oportunidad", visitó precisamente ayer la sede central de Emakunde, donde mantuvo un encuntro con la directora del Instituto Vasco de la Mujer, Izaskun Landaida, y con la secretaria general de este organismo, Zuriñe Elordi.

Artolazabal explicó que, pese a este cambio en el organigrama, el lehendakari, Iñigo Urkullu, seguirá ostentando la Presidencia del Consejo de Dirección de Emakunde. Además, aseguró que tanto el Instituto de la Mujer, como el Departamento de Igualdad, "seguirán contando con la complicidad, implicación y apoyo" del lehendakari.

La consejera manifestó que la igualdad entre mujeres y hombres, así como la lucha contra a la violencia machista, constituyen una "prioridad política, institucional, social y mediática". Además, aclaró que en esta nueva legislatura, Emakunde seguirá siendo un organismo autónomo, y que su directora seguirá manteniendo el rango de viceconsejera, como en la actualidad.

Artolazabal puso en valor el papel de Emakunde, organismo del que ha subrayado que tiene "un alto grado de aceptación social" y recordó que Euskadi cuenta con una ley que fue pionera en el ámbito de la igualdad, y que la actualización de dicha norma "es una oportunidad política para consolidar la apuesta del Gobierno y del nuevo departamento por la igualdad".

La consejera pidió también a los colectivos feministas de Euskadi que permanezcan "vigilantes" y que ayuden a su departamento a "no dar ni un paso atrás en la lucha por la igualdad entre hombres y mujeres" porque, pese a los "incontestables avances" logrados en favor de la igualdad entre sexos, los desafíos "son aún de gran calado".

Por su parte, Landaida señaló que Emakunde ha estado desde sus inicios adscrito a Lehendakaritza, lo que "ha contribuido al impulso de las políticas de igualdad y su transversalidad" y mostró su deseo de que el nuevo planteamiento organizativo "permita seguir trabajando en la misma línea y dar respuesta a los muchos desafíos aun pendientes".

antecedentes

Lehendakaritza. Emakunde ha estado siempre adscrito a Lehendakaritza, pero con el nuevo Ejecutivo ha pasado a depender del nuevo Departamento de Igualdad. Un cambio que ha suscitado las críticas de varios movimientos feministas (ayer sumaban más de una treintena) y a la que se han sumado la directora de Emakunde entre 1988 y 2005, Txaro Arteaga, y la secretaria general de este organismo entre 1988 y 1999, Itziar Fernández, que piden que el Instituto Vasco de la Mujer mantenga su dependencia de la Lehendakaritza.