Desprendimiento en Zaldibar

Continúa el sellado con espuma y la creación de accesos

Los técnicos trabajan para instalar un sistema terrestre sellante con espuma impermeabilizante

25.02.2020 | 00:23

Donostia – Técnicos de los departamentos de Medio Ambiente, Salud, Seguridad, Trabajo y Justicia del Gobierno Vasco, junto a los de la Diputación de Bizkaia, que conforman la mesa técnica de coordinación y seguimiento del derrumbe del vertedero de Zaldibar, confirmaron ayer que "las labores de búsqueda y estabilización del terreno continúan con normalidad". También adelantaron que esta "será un semana complicada", en la que seguirán con el sellado de las zonas de los incendios, la instalación de monitores y la realización de caminos para llegar a las áreas de búsqueda de los dos trabajadores sepultados.

La reunión de la mesa técnica, que comenzó a las 9.30 horas en Ermua, tenía por objeto el seguimiento de las acciones que están ya en marcha así como la adopción de nuevas medidas. Está previsto que esta tarde el lehendakari, Iñigo Urkullu, presida en Lehendakaritza la reunión de coordinación interinstitucional para el seguimiento de las actuaciones en el vertedero. Un encuentro al que asistirán otros responsables del Gobierno Vasco, Diputación de Bizkaia y Ayuntamientos de la zona.

Tras la reunión de ayer, los técnicos señalaron que "la situación ha evolucionado de forma positiva en términos de control y seguimiento del incendio, estabilización del terreno y control del aire". A este respecto, el helicóptero que el domingo comenzó a combatir la posible reignición de los residuos acumulados en el vertedero con el lanzamiento de una espuma especial, trabajó a lo largo de la mañana de ayer sobre la zona más proclive a sufrir la reactivación del fuego y la emanación de humos irritantes.

Espuma sellante Mediante un balde de grandes dimensiones o bambi, el helicóptero lanza un producto sellante –espuma biofor tipo A mezclada al 0,30% con agua–, que dificulta la reactivación de nuevos focos debido a las emanaciones de metano. Además, los operarios trabajan para que en los próximos días puedan instalar "un sistema terrestre sellante con espuma impermeabilizante". Según indicaron, se trata de un producto biodegradable y muy eficaz por su viscosidad frente a fuegos sólidos. Al término de la reunión de la mesa, Pedro Anitua, director de Atención de Emergencia y Meteorología, confirmó que "el fuego está bajo tierra, hay fuego latente que se ve con las cámaras de imágenes térmicas y hay que cubrir esas zonas". Añadió que los bomberos de Bizkaia instalarán monitores fijos "para poder contribuir a los trabajos para cubrir" y sellar las zonas susceptibles de incendiarse "para que los incendios no se reaviven".

Lo técnicos analizaron la previsión meteorológica que avisa de lluvias para los próximos días y sobre la repercusión que pudiera tener el agua en la estabilidad del terreno. Los responsables de Medio Ambiente indicaron la semana pasada que se había tratado de canalizar el agua. Paralelamente, continuaron los trabajos para asentar la ladera y poder así "concentrar todos los esfuerzos en la búsqueda de Alberto y Joaquín", los dos trabajadores que quedaron sepultados tras el alud del pasado día 6 y que aún permanecen desaparecidos. Anitua explicó que "se está trabajando en la zona 4 con intensidad, vigilando además todo el material que se saca para comprobar si puede haber indicios de las personas desaparecidas. Mientras tanto se sigue consolidando vías en las otras zonas". "El problema de llegar a la zona de la báscula, que es nuestro objetivo principal porque es previsible que uno de los trabajadores estuviera allí, es el talud que tiene encima, con una inestabilidad muy importante", afirmó Anitua.