Gastronomía | Gipuzkoa

Una tierra rebosante de sabor y calidad

Itsasotik eta lurretik iristen dira zapore betea ematen duten osagaiak. Horiekin etxeko gisatuak eta goi sukaldaritzako platerak egiten dira. Gainera, Gipuzkoa mahai onaren olinpoan dago, Michelin izarrak dituzten jatetxe ezagun askorekin. Tradizioa gustuko dutenentzat, sagardotegiek txotxean edari preziatu hau dastatzeko aukera ematen dute

03.07.2020 | 14:37
Una tierra rebosante de sabor y calidad

Una tierra rebosante de sabor y calidad

Itsasotik eta lurretik iristen dira zapore betea ematen duten osagaiak. Horiekin etxeko gisatuak eta goi sukaldaritzako platerak egiten dira. Gainera, Gipuzkoa mahai onaren olinpoan dago, Michelin izarrak dituzten jatetxe ezagun askorekin. Tradizioa gustuko dutenentzat, sagardotegiek txotxean edari preziatu hau dastatzeko aukera ematen dute

Paraíso de los pintxos

Donostia - Ir de pintxos en la Parte Vieja de Donostia es un clásico imperdible cuando se visita la capital guipuzcoana. Allí está el meollo de los bares y restaurantes cuyas barras lucen un sinfín de variedades de pintxos, todos realmente tentadores. A modo de auténticos escaparates de la cocina en miniatura, dan la posibilidad de comer o cenar en ruta eligiendo sobe la marcha por los establecimientos hosteleros.

Hay bocados de tipo tradicional o de lo más creativo y sofisticado, siempre elaborados con gusto de forma minuciosa para que pasen directamente de la vista al paladar.

La sabrosa costumbre de ir de pintxos y la fama que les precede han puesto el listón muy alto. De hecho, a lo largo de todo el año se suceden los concursos tanto a nivel local en numerosos municipios guipuzcoanos como en Donostia capital. Algunos con eco internacional.

Con todo, la cita con los pintxos es una forma de regalarse el paladar muy habitual entre amigos. Entre charla y tragos en la barra, siempre es buen momento para darse un homenaje de sabor. - I. A.

Universo gastronómico pleno de estrellas Michelin


Donostia - El capítulo gastronómico tiene en Gipuzkoa el máximo exponente de Euskadi, con 18 estrellas Michelin repartidas entre 11 restaurantes. Un territorio consagrado, por tanto, como el templo de la alta cocina, de la mano de restauradores con prestigio internacional.

Junto a Arzak, como el padre de todos los restaurantes vacos, despuntan por su arte en la restauración el Akelarre de Pedro Subijana, el eMe Be Garrote y Martin Berasategi del chef que le da nombre, el Mugaritz de Andoni Luis Aduriz, el Amelia de Pablo Airaudo, el Mirador de Ulía de Rubén Trincado, el Kokotxa de Dani López, el Zuberoa de Hilario Arbelaitz, el Alameda con los hermanos Txapartegi al frente, y Elkano de Aitor Arregi. - Itziar Acereda

Sidrerías, al txotx

Astigarraga- Gipuzkoa es territorio sidrero por excelencia, con una tradición en la elaboración de esta bebida amarga que se viene transmitiendo de generación en generación. No en vano, cuenta con bodegas de renombre que hunden sus raíces varios siglos atrás, como es el caso de Zapiain y Petritegi.

Actualmente suman 40 las sidrerías productoras de sidra natural, la mayor parte concentradas entre Astigarraga, Hernani y Usurbil.

Tradicional es también la forma de consumir la sagardo, directamente de la kupela, lo que se conoce como al txotx. De esta forma, en las sidrerías se reúnen los comensales alrededor de la kupela para degustarla durante la temporada, que suele ir de enero a mayo.

Algunos establecimientos mantienen la costumbre de comer de pie pero cada vez más dan la opción de saborear sentados y durante todo el año el típico menú. Este se compone de tortilla de bacalao, bacalao frito con pimientos, chuleta y de postre, queso con membrillo y nueces.

En torno a la sidra se pueden realizar divertidas experiencias para toda la familia, que combinan la degustación de sagardoa y del menú de sidrería con visitas a bodegas, escapadas y hasta organizando tours a la medida y con alojamiento. - I. A.


Mondeju, embutido tradicional

Bilbao- El Mondeju es un embutido de origen muy antiguo, propio de la comarca guipuzcoana del Goierri. Tradicionalmente se elaboraban con intestino de oveja latxa que se rellena con verduras, cebolla, puerro, sal, sebo de oveja, huevos y especias. - I. A.

Brindar con buen txakoli

Villabona - El txakoli guipuzcoano tiene su propia Denominación de Origen, Getariako Txakolina. Elaborado con uva hondarribi txuri, una de sus peculiaridades es la burbuja, la txinparta, que se muestra con mayor fuerza al romper el líquido en el vaso.

Entre las bodegas del territorio destaca Hika, de reciente creación, en la que se ha volcado toda la pasión y el entusiasmo en la elaboración de un txakoli exclusivo, moderno y elegante, que se puede disfrutar junto a una sabrosa experiencia gastronómica.

Sus vinos son puro reflejo de su esmero y dedicación, de nuestra tierra y el clima. La autenticidad de Euskal Herria y la D.O. Getariako Txakolina están presentes en cada sorbo. - I. A.

Memorables asadores

Getaria- Típicos de Gipuzkoa son los asadores especializados en pescado y marisco que preparan en parrilla de carbón al aire libre. Enclaves particularmente afamados en la materia son Getaria y Orio, si bien en cualquier localidad de la costa son numerosos los establecimientos que bordan este arte de la parrilla.

Por supuesto, el ingrediente estrella en estos casos es el pescado salvaje, recién traído del mar, cuyo sabor incomparable homenajea al paladar. Es el caso del rape, rodaballo, besugo, lubina, bonito...

Para abrir boca, el txangurro a la donostiarra es una sugerencia digna del más alto nivel.

En el capítulo de lo productos marinos, las conserveras guipuzcoanas tienen gran tradición en Mutriku y también Zumaia. Las antxoas del Cantábrico, el bonito del norte y los ahumados de Getaria preparados de forma artesanal son el trío de productas protagonistas y reyes de la demanda de los paladares más exigentes. - I. A.

Ingredientes exclusivos que son un manjar

DONOSTIA - La alubia de Tolosa, la guindilla de Ibarra, el guisante lágrima de Getaria, el queso Idiazabal, el chocolate de Mendaro y del maestro chocolatero Rafa Gorrotxategi... son ingredientes exclusivos de esta tierra que constituyen auténticos manjares, dando lugar a platos excepcionales.

En concreto, el guisante lágrima de costa, conocido como el caviar vegetal, es uno de los productos más exquisitos que se cultivan en Euskal Herria, con la particularidad de que solo brotan en la localidad guipuzcoana de Getaria. Por su sabor exquisito son muy cotizados en la alta cocina.

También las carnes de ganado local alimentado en los verdes pastos de las comarcas guipuzcoanas destacan por su sabor, con la chuleta como gran protagonista.

Y para los más golosos, nada como las tejas, cigarrillos de Tolosa o cualquier capricho dulce de la casa Gorrotxategi. - I. A.