Donostia | LAB denuncia "irregularidades" en la obra de la isla ante la Fiscalía

El alcalde, Eneko Goia, defiende la legalidad de las contrataciones y ofrece la documentación

09.06.2021 | 00:54
Interior del edificio de la casa del faro de la isla, en plena obra. Foto: N.G.

Donostia – El sindicato LAB en el Ayuntamiento de Donostia informó ayer de que ha llevado ante la Fiscalía documentación para denunciar presuntas irregularidades en la contratación de proyectos para la obra de instalación de la escultura Hondalea y la reforma del edificio del faro. Así lo señaló en sus redes sociales, en las que añadió que hoy explicaría el contenido de su denuncia ante la Fiscalía.

Preguntado sobre la cuestión, el alcalde de Donostia, Eneko Goia, manifestó que los proyectos seleccionados para hacer realidad la intervención escultórica de Cristina Iglesias se han llevado a cabo por el procedimiento "ordinario" y con "transparencia". El primer edil añadió que las contrataciones han sido elegidas "legalmente". "Es así porque si no tendríamos alguna advertencia de los servicios jurídicos", dijo, y "no se produjeron ni por parte del secretario ni del interventor", añadió.

El mandatario donostiarra añadió que LAB "ha decidido acudir a la Fiscalía por la razón que fuere" y añadió que el Ayuntamiento "remitirá todos los expedientes y documentación que solicite el Ministerio Público, si así lo hace".

La revista Argia avanzó parte del contenido de la denuncia de LAB, en la que el sindicato asegura que "las empresas LKS y Fhecor consiguieron sin licitación la dirección de las obras de rehabilitación del edificio" del faro de Santa Clara.

La intervención en la casa del faro fue una de las obras señaladas en el informe de la comisión de control de la contratación del Ayuntamiento sobre la actividad del año pasado, tal y como informó este periódico. El informe señalaba medio centenar de irregularidades, que el concejal de Hacienda, Jaime Domínguez-Macaya, calificó de "indeseadas, pero pecados veniales". La referida a la casa del faro, en concreto, consistía, según el citado informe, en la aprobación de la modificación del contrato de rehabilitación de la casa del faro de la isla, para ubicar en él la escultura de Cristina Iglesias, una vez iniciados ya cambios previstos en el proyecto inicial.

La empresa Moyúa fue la encargada de ejecutar tanto el vaciado de la vivienda del farero como la retirada de los escombros en helicóptero y la posterior rehabilitación del inmueble con su refuerzo para acoger la creación de Iglesias.

En enero del pasado año, el Ayuntamiento adjudicó los trabajos de rehabilitación del edificio por cerca de 1,5 millones de euros, una cantidad que aumentó después con cambios como, por ejemplo, el refuerzo de las paredes a las que se tenían que sujetar los tramos de pasarela por la que transitan los visitantes de la obra.

Según la crítica de LAB, la rehabilitación sufrió incrementos de precio del 23% y terminó costando 1,8 millones.

La intervención escultórica ha supuesto un coste para las arcas municipales de unos 4,5 millones de euros, suma en la que no se incluyen los honorarios de la artista, que ha cedido su trabajo a la ciudad. La rehabilitación del edificio, la reforma del entorno y la construcción del vaso de bronce son las principales partidas de coste total.

El sindicato asegura que la dirección de obra para rehabilitar el edificio se encargó sin licitación previa

noticias de noticiasdegipuzkoa