bertan

Donostia | El Consistorio debe aumentar un 31% su aportación a Dbus a causa de la pandemia

La Junta de Gobierno prevé aprobar hoy una inyección suplementaria de seis millones en dos veces

01.12.2020 | 00:00
Una pasajera en el interior de un autobús de Dbus.

donostia – El confinamiento de la pasada primavera y los cambios en la vida diaria derivados de la pandemia de coronavirus han trastocado las cuentas municipales y han afectado especialmente a algunas áreas como la del transporte público. El Ayuntamiento de Donostia, que aprobó para este año una aportación municipal de 19,2 millones de euros para la empresa Dbus, la más abultada de todas las previstas a sus distintas empresas, tendrá que financiarle aún más. En concreto, la Junta de Gobierno dará hoy su aprobación a elevar en seis millones más su aportación, hasta alcanzar los 25,3 millones, lo que supone un incremento de 31,5% sobre lo previsto.

Los seis millones se repartirán en dos veces y pretenden mantener el equilibrio de las cuentas de la empresa de autobuses, que ha visto reducir de modo drástico sus ingresos a causa de la caída de viajeros experimentada por el COVID-19.

En concreto, el presupuesto aprobado para este año en la empresa municipal de autobuses es de 40,1 millones de euros.

Además de la caída de usuarios derivada de la situación sanitaria, la empresa de transporte público se ha visto obligada a incrementar algunos gastos, como los de compra de equipos de protección individual (EPIs), según explicaron fuentes de Dbus. También han aumentado sustancialmente los gastos en limpieza y desinfección.

La reducción de viajeros queda en evidencia por la ocupación de los autobuses, aún lejos de las cifras del pasado. Según señaló en el Pleno de la pasada semana la concejala de Movilidad, Pilar Arana, la media de ocupación de los autobuses de Dbus es actualmente del 67%. La mayor parte de las líneas no llegan al 60% aunque hay algunas que sí sobrepasan este índice. Los vehículos que más llenos circulan son los microbuses que conectan determinados barrios altos de la ciudad, que alcanzan el 75%.

El aumento del gasto del Ayuntamiento para mantener en correcto funcionamiento el sistema de líneas de autobús ha hecho que caiga el nivel de autofinanciación. Si antes de la pandemia la aportación municipal no llegaba al 50% del presupuesto total, ahora sobrepasará este índice.

Los autobuses, sin embargo, no son el único concepto que engorda su coste con motivo de la pandemia. La Junta de Gobierno también dará hoy luz verde a transferir 1,8 millones de euros a distintos programas presupuestarios, entre los que destaca el de Acción Social. En este caso, el departamento en manos de la concejala Aitziber San Román no solo se enfrentó a gastos suplementarios para habilitar espacios para las personas sin hogar durante el confinamiento sino que ha aumentado sus ayudas sociales con el fin de paliar determinadas necesidades derivadas de la crisis económica.

El Ayuntamiento también derivará 78.500 euros de distintas partidas para el programa de Gestión Económica, ya que sus gastos han sido muy superiores a los previstos en el presupuesto.

lazos rojos hoy Por otra Dbus anunció ayer que los vehículos de la compañía lucirán hoy un lazo rojo con para recordar la celebración del Día Internacional de la Lucha contra el Sida. Además, por la noche, el Ayuntamiento se iluminará también de colorado con la misma finalidad y en recuerdo de las víctimas de la enfermedad.

Ayuda. El Ayuntamiento de Donostia aprobará hoy una subvención directa de 69.500 euros para atender "las necesidades de los campamentos de refugiados saharauis", según informó en un comunicado, en el que concretó que el dinero se destinará a paliar los efectos de la pandemia de COVID-19 en los campamentos de refugiados. En concreto, el dinero irá a parar a las necesidaes más básicas de la población como el agua y los gastos sanitarios, entre otros conceptos.

Precariedad. La concejala de Cooperación, Duñike Agirrezabalaga, justificó la medida en "las precarias condiciones de vida en su exilio del desierto" que padece la población del Sahara Occidental. La corporativa socialista recordó que las medidas adoptadas por las autoridades saharauis están logrado, en parte, contener el avance de la pandemia pero recalcó que "toda ayuda es poca". Este año, además, la pandemia ha obligado a suspender los programas de vacaciones de los niños saharauis en Europa.

69.500 euros para el sahara

cooperación

La ocupación de los autobuses municipales se sitúa en el 67% en la actualidad, lo que supone menores ingresos