Urdanibia Berri y Ventas se acercan

15.11.2020 | 02:21
El nuevo camino peatonal que conecta Urdanibia Berri y Letxumborro.

El Ayuntamiento de Irun habilita un camino peatonal entre la avenida Jaizubia y la calle pozuetakogaina

la conexión peatonal entre la urbanización irundarra Urdanibia Berri y el barrio de Ventas ha dado un salto cualitativo con la reciente apertura de un nuevo camino entre la Avenida Jaizubia y la calle Pozuetakogaina. Con el nuevo itinerario, el Ayuntamiento de Irun pretende solucionar un problema histórico de Urdanibia Berri, y es que hasta hace bien poco la urbanización solo contaba con dos salidas peatonales que obligaban a realizar un gran rodeo para llegar al ámbito de Ventas. Teniendo en cuenta que el proyecto fue uno de los más votados en los presupuestos participativos de 2019, no es difícil imaginar la molestia que la inexistencia de dicha conexión ha supuesto durante años a los residentes en Urdanibia Berri.

Es por ello por lo que muchos vecinos de la zona acostumbraban a atajar dicho camino atravesando un camino sin acondicionar que unía Jaizubia con Pozuetakogaina y que pasaba por los terrenos privados del caserío Tonpes-Enea. Con el ánimo de que los irundarras puedan realizar dicho trayecto en condiciones de seguridad, el camino que ha habilitado el Consistorio rodea la finca de Tonpes-Enea por su extremo norte. El recorrido planteado cuenta con 169 metros de longitud, una anchura de unos dos metros y una pendiente del 5,97%.

La solución propuesta ha supuesto el desbroce del terreno, así como un perfilado general del área de intervención, y la ejecución de una serie de desmontes, rellenos y para la construcción de la plataforma sobre la que discurre el nuevo recorrido. También se han ejecutado nuevas infraestructuras de saneamiento de pluviales y alumbrado para que garanticen las condiciones óptimas de drenaje e iluminación de la vía.

De forma paralela, con el fin de dar continuidad al ámbito peatonal de la Avenida Jaizubia y la calle Errotaundi, se ha realizado un nuevo recorrido para efectuar a pie entre este espacio y las escaleras de Urdanibia Berri. El proyecto se ha materializado en una acera elevada y colindante con el carril de subida del vial rodado de Jaizubia, que cuenta con una anchura de dos metros y una longitud de 95 metros, aproximadamente. El presupuesto con el que han contado ambas actuaciones asciende a 202.707 euros y el plazo de ejecución fue de tres meses.

Para la delegada de Obras de Irun, Cristina Laborda, esta actuación pretende ser "un paso más a favor de la movilidad peatonal en la ciudad, de los muchos que se están dando en los últimos tiempos", si bien este caso es especialmente significativo porque "viene además directamente solicitado por la ciudadanía y la propia asociación de vecinos Uztarri Ona Auzo Elkartea". Laborda enmarcaba también la construcción del nuevo camino dentro del resto de intervenciones ejecutadas en el entorno para mejorar la seguridad y la movilidad peatonal: "Ahora ya tenemos un itinerario que conecta Ventas y Urdanibia Berri en pocos minutos".